Noviembre 3, 2008

Liga Deportiva comienza a hacer el sueño realidad

Publicidad

Quito (Ecuador) - Un inspirado Liga de Quito derrotó el miércoles por 4-2 al Fluminense de Brasil, en los 2.850 metros de altitud de la capital ecuatoriana, y dio un gran paso hacia el título de la Copa Libertadores, cuya final de vuelta se disputará el 2 de julio en el estadio Maracaná, de Río de Janeiro.

Liga Deportiva Universitaria de Quito (LDUQ), dirigido por el argentino Edgardo Bauza y convertido en un vendaval en la primera parte, aplastó al Fluminense con tantos de Claudio Bieler (minuto 1), Joffre Guerrón (28), Jairo Campos (33) y Patricio Urrutia (45).

El mediocampista argentino Darío Conca, a los 11 minutos, y el ariete brasileño Thiago Neves, a los 51, convirtieron para el "Flu".

Guerrón, nuevo jugador del Getafe español y una de las figuras de la edición 49 de la Copa Libertadores de América, protagonizó jugadas de lujo y grandes zancadas por la banda derecha, especialmente en el primer tiempo, cuando el conjunto quiteño se llevó por delante al "Flu", del entrenador Renato Gaúcho.

Los brasileños lucieron desconcertados cuando los de Bauza apretaron el acelerador en la altitud de Quito, pero, más que los 2.850 metros sobre el nivel del mar, fue la contundencia de los locales lo que hizo daño a los jugadores del Fluminense en la primera parte.

El "Flu", que ajustó las líneas en el segundo tiempo y se acercó con peligro a la portería de José Francisco Cevallos, buscó acortar la ventaja, pero los ecuatorianos, que lucieron cansados en el tramo final del compromiso, administraron el resultado, pensando en el decisivo partido de vuelta del próximo miércoles.

LDUQ, que en la 49 edición de la Libertadores se volvió invencible en el estadio "Casa Blanca" de Quito, anotó el miércoles la segunda mayor cantidad de goles en los partidos disputados como local en el torneo.

En el Grupo 8 de la segunda fase de la competición, los de Bauza se enfrentaron en casa con el Fluminense (0-0), el Libertad de Paraguay (al que derrotaron por 2-0) y el Arsenal de Argentina, al que vapulearon por 6-1.

Liga de Quito triunfó por 2-0 en el "Casa Blanca" ante el argentino Estudiantes de La Plata, en la fase de octavos de final.

Otro equipo argentino, el San Lorenzo de Almagro, empató 1-1 con LDUQ en Quito (igual marcador en el partido de ida en Buenos Aires), pero quedó eliminado en cuartos de final tras una serie de penaltis en la que se lució el guardameta Cevallos.

En semifinales, ante las "Águilas" del América, el conjunto ecuatoriano igualó 0-0 en Quito y avanzó a la final, por primera vez en su historia, aprovechando el 1-1 en el compromiso de ida disputado en la capital mexicana.

El Fluminense, que dejó sucesivamente por el camino al colombiano Atlético Nacional (en octavos), al brasileño Sao Paulo (cuartos) y al Boca (semifinales), obtuvo el derecho de disputar la revancha de la final en su casa del Maracaná, el 2 de julio, por haber sido el mejor equipo en la fase de grupos.

Fluminense, que también disputa por primera vez en su historia la final de la Libertadores, buscará revertir el próximo miércoles la diferencia de dos goles que le lleva el Liga de Quito para conquistar el título del más importante torneo de clubes de América.

El reglamento de la competición estipula que, si al cabo de los dos partidos finales hay igualdad en puntos y en diferencia de goles, se deberá disputar un tiempo extra de 30 minutos (en dos períodos de 15) y luego, de persistir la igualdad, se recurrirá a la tanda de penaltis.

El ganador de la 49 edición de la Copa Libertadores representará a la Confederación Suramericana de Fútbol (Conmebol) en el próximo Mundial de Clubes de la FIFA que se disputará en Japón y al que asistirá el Manchester United de Inglaterra, como monarca de Europa.