Marzo 13, 2013

El Papa Francisco, el hincha más importante en la historia de San Lorenzo

En Argentina dicen desde hace años que Dios es porteño y muchos lo creyeron cuando vieron jugar a Diego Maradona. Incluso, en una tarde mágica el 10 se convirtió en D10S cuando de su mano (literalmente) la selección eliminó a Inglaterra y condujo a la albiceleste al título del Mundial de México 86.

Otros tantos dicen que Dios es argentino con la aparición de Lionel Messi y su talento descomunal, pero lo cierto es que ahora hay puente directo entre Buenos Aires y el cielo gracias al ascenso del cardenal Jorge Bergoglio, que a partir de la fecha es el Papa Francisco I.

Lo curioso es que, como buen argentino, Francisco I, es un apasionado futbolero y es un reconocido hincha de San Lorenzo de Almagro. Tanto así que desde que era sacerdote era un continuo abonado a la tribuna del 'ciclón' y, como obispo de Buenos Aires, declaró varias veces que el club estaba bendecido por la Virgen ya que llevaba sus colores.

“No importamos los colores de otro lado, se los pedimos a la Virgen”, dijo alguna vez sobre San Lorenzo Bergoglio, quien es hijo de un jugador del equipo de baloncesto de la institución a comienzos del siglo y tiene carnet azulgrana desde la cuna. 

Socio honorario del club, muchos hinchas de San Lorenzo esperan que ahora Francisco I les ayude con lo que parece un milagro: que uno de los grandes de Argentina no se vaya de nuevo a la B.