Febrero 11, 2014

Sobre el final, Atlético Mineiro se impuso 0-1 ante Zamora

Faltando dos minutos para finalizar el partido, y tras una pegada de Ronaldinho en un tiro de esquina, Jô alcanzó cabecear el balón al fondo de la portería local para fulminar al Zamora, que le faltó el respeto al actual campeón del certamen en casi todo el encuentro y pagó caro el único pestañeo que tuvo.

Alrededor de 30.000 espectadores acudieron a ver al campeón de Venezuela frente al campeón de América, ansiosos por una sorpresa.

El arranque del encuentro mostró a un Mineiro decidido a buscar el arco local, con un esquema claro, sólido con cuatro defensas y tres líneas ofensivas, encabezadas por Jô y Fernandinho.

Los brasileños trataban de adueñarse de la pelota y pararse bien en el campo, mientras que el Zamora, consciente de su calidad de local, se atrevía por momentos a tomar la iniciativa con el balón.

Y se defendían bien, frenaban a los centrocampistas brasileños con fuertes entradas que eran perdonadas por el principal argentino Mauro Vigliano.

El Mineiro fue dueño del balón los primeros 20 minutos, pero cedió la posesión de la esférica a los venezolanos, que de a poco fueron llegando más seguido al área visitante.

En el minuto 28, el panameño Ricardo Clarke se escapó en solitario de cara al marco defendido por el portero Victor y cedió a Juan Falcón, quien mandó el balón al fondo de las redes, pero Vigliano lo anuló al considerar una posición adelantada del atacante.

Los centrales locales, Jonnathan España y el argentino Javier López, frenaban todos los embates de Fernandinho y Tardelli, completamente desdibujados en el terreno de juego.

El estratega del Mineiro, Paulo Autuori, se desesperaba e increpaba a sus jugadores a ser más precisos con los pases.

Zamora sorprendía y arrinconaba al Mineiro en su cancha, con buenas triangulaciones entre Ramírez, Clarke y Falcón.

Apenas un tiro libre de Ronaldinho cerca de finalizar la primera mitad fue el único disparo al marco local en los últimos 20 minutos del primer tiempo.

En el arranque de la segunda parte se emparejó la posesión del balón, con llegadas de parte y parte.

El Zamora, si bien tenía intención de buscar el partido, respetaba al rival, jugaba en bloques y cerraba los espacios a Ronaldinho, Tardelli y Josué, el corazón del conjunto visitante.

El panameño Ovalles dio una clase de resistencia física, con largas corridas por la lateral izquierda, se proyectaba a la portería de Victor y regresaba a la zaga local, en donde frenaba todos los intentos Jô, un espectador más hasta entonces.

El Mineiro no encontraba su juego y culminó encerrado en su área resistiendo, increíblemente, las llegadas sucesivas del conjunto venezolano en los últimos minutos.

Pero en el minuto 88 un tiro de esquina le brindó la única oportunidad clara a Jô, quien cabeceó certero al fondo de la portería venezolana, cerrando el candado del partido.

Ficha Técnica:

0. Zamora: Alexis Angulo; Hugo Soto, Jonnathan España, Carlos Javier López, Luis Ovalle; Luis Vargas, Arles Flores, Ynmer González (m.66, Jhon Murillo), Pedro Ramírez (m.78, Pierre Pluchino); Ricardo Clarke (m.60, Johan Arenas) y Juan Falcón. Entrenador: Noel Sanvicente.

1.Atlético Mineiro: Víctor; Marcos Rocha, Leonardo Silva, Rever, Jesús Datolo; Pierre, Josué, Ronaldhino (m.87, Lucas Candido), Diego Tardelli (m.90, Rosinei); Jô y Fernandhino (m.90, Neto Berola). Entrenador: Paulo Autuori.

Gol: 0-1, m.88: Jô.
Árbitro: El argentino Mauro Vigliano amonestó a Luis Ovalle, Ronaldinho, Hugo Soto y Marcos Rocha.

Incidencias: Partido del grupo 4 de la Copa Libertadores disputado en el estadio Agustín Tovar 'La Carolina', en la ciudad venezolana de Barinas, frente a unos 30.000 espectadores.