Marzo 3, 2015

Doping en fútbol alemán: Toni Schumacher ya lo había denunciado

"No me siento confirmado (por el nuevo escándalo), porque siempre mantuve al ciento por ciento las declaraciones que hacía en mi libro", señaló Schumacher, comentando las acusaciones de uso de anabolizantes por parte del Freiburg y del Stuttgart a fines de los 70 y principios de los 80. 

El ahora vicepresidente del Colonia, de 60 años, publicó en 1987 el libro autobiográfico "Anpfiff" (publicado en español con el título "Tarjeta roja"), en el que hablaba sobre sus experiencias como jugador y aseguraba que el doping estaba a la orden del día en la Bundesliga.

"Recibí muchas críticas y tuve que asumir las consecuencias", recordó ahora Schumacher, que debido al libro fue expulsado de la selección por Franz Beckenbauer y perdió su contrato con el Colonia. "Nadie pudo doblegarme. Tal vez los críticos piensan hoy diferente sobre el tema. Para mí no cambió nada".

Las acusaciones vertidas entonces por Schumacher cobraron nueva relevancia este martes cuando la comisión que investiga las prácticas dopantes organizadas a fines de los 70 por la Universidad de Friburgo, vio indicios de que el Stuttgart y el Freiburg estuvieron implicados, así como la unión de ciclistas alemanes.

Schumacher destacó que las revelaciones se remontan a hace décadas y aseguró que "el fútbol alemán está hoy limpio", sobre todo gracias a los controles regulares introducidos después de la publicación de su libro.

Otros expertos coincidieron con ese juicio. "En este momento no hay ningún dato que indique que (el doping) sea un gran problema en el fútbol alemán", dijo el director del prestigioso Instituto de Bioquímica de Colonia, Wilhelm Schänzer.

Con respecto al escándalo en torno al Freiburg y al Stuttgart, ni los clubes ni los implicados tienen por qué temer sanciones incluso aunque se confirmen las acusaciones, debido a que de haberse producido un delito ya prescribió.

Temas relacionados: