Publicidad

Publicidad

Publicidad

Conferencia de prensa y presentación de Reinado Rueda en la Selección Colombia
logopopup.png
Active las notificaciones para estar siempre informado del fútbol nacional e internacional con Gol Caracol.
¡Claro que sí!
No, gracias.

Publicidad

¿Cuánto cuesta ir al Mundial Brasil 2014?

A un colombiano el Mundial le costará de 12 a 50 millones de pesos. Con ese dinero podrá pagar un viaje sin mochila, en avión y sin lujos exacerbados. “Los planes en Colombia van desde 6.100 dólares (casi 12 millones de pesos) hasta 21.350 dólares (más de 40 millones de pesos), sin incluir tiquetes de avión entre los dos países, pues todavía no se conocen las fechas y sedes de los distintos partidos. Se calcula que por este concepto hay que añadirle entre 3.800 y 4.000 dólares al presupuesto (más de 7 millones de pesos), fuera del transporte interno, que también sería en avión porque las distancias entre las ciudades brasileñas harán imposible moverse por tierra”, informó Portafolio. El Mundial hace parte de un proceso de elitización del fútbol, sentenció hace poco Gustavo Mehl, del Comité Popular de la Copa, movimiento crítico de la organización del Mundial.  Esto significa, en acertadas palabras, "la expulsión de los pobres de los estadios". "En la final de 1950 (en Brasil), la entrada equivalía a un poco más de 2% del salario mínimo de aquella época. En la final de hoy, haciendo la misma comparación, el boleto más barato sale a 330 reales que corresponden a 50% del salario mínimo", agregó Mehl. La entrada más barata del Mundial de Brasil vale más de medio salario mínimo actual en Colombia. Sin embargo, esta primera comparación al final es ridícula. Quien gane un salario mínimo en nuestro país puede ir a un Mundial, claro, pero si es una persona responsable con esos ingresos pensaría más en el mercado del próximo mes que en unas boletas. Ahora, pensar que este Mundial va a ser más barato porque Brasil está en nuestro continente es un grave error. ¿El fútbol está sobrevalorado? Ante la crisis económica que sufren tantos países desarrollados, seguramente sí. A los subdesarrollados, mientras tanto, se nos abre otra posibilidad: armar paquetes mundialistas “guerreros”, lo que obligará a viajar en bus, quedarse en un hostal, comer poco y rogar por conseguir una boleta ya en tierra de los pentacampeones. De resto, es muy difícil. Las empresas habilitadas por la FIFA en Colombia para ofrecer viajes al Mundial, Ossa y Asociados y la Unión Temporal Tesoro Tours-Cali Tours, respaldan esta afirmación: ir a Brasil “resultará más caro de lo que fue asistir a los últimos mundiales”. El fútbol ya no existe sin dinero Todos sabemos que es caro ir al Mundial. El quid, sin embargo, es que ya en otras dinámicas no se puede vivir el fútbol sin dinero. En Colombia, los hinchas que hoy no tengan DirecTV, por ejemplo, no pueden disfrutar del campeonato por TV como se debe. La empresa que quiera tener a WinSports en su parrilla –canal que sí transmite todos los juegos- debe pagar una suma que hasta ahora muchos operadores no han aceptado. Es una millonada absurda para lo mal que se juega en Colombia, sí, pero que hasta ahora ha sumado resultados positivos en las arcas de la Dimayor. Sucede lo mismo para ver fútbol internacional, la Liga Española, la Premier... Pague Por Ver, esa es la cuestión. Cualquier tendencia indica que el fútbol será más caro en el futuro. ¡Qué pesadilla para los humildes! Parte de la solución para acabar con la violencia en los estadios es subir los precios de la boletería. Se supone que la gente más adinerada es más educada. El mejor fútbol es de los ricos, no nos engañemos. ¿Le parece caro ir al Mundial de Brasil? ¿Cómo será entonces ir en 2022 a Catar, país que tiene estipulada una inversión que ascenderá a los 200.000 millones de dólares para realizar lo que llaman “el mejor Mundial de la historia”? El aporte del aficionado fuera del Mundial Su plata vale porque usted hace parte del marketing. ¿Quién pensaba hace un año que un club fuera capaz de pagar casi 120 millones de dólares por un jugador talentoso como Gareth Bale? Muy pocos. Florentino Pérez y no muchos más, seguro. El portal Kienyke hizo una llamativa comparación en ese sentido: “El salario mínimo en Colombia es de 330 dólares. Unos 363 mil meses se necesitan para que un colombiano reciba los 120 millones de dólares de Bale. Es decir que 30 mil años pasarían para que eso sucediera”.  Y presentó esta otra comparación más futbolística: “Juan Carlos Osorio, técnico de Atlético Nacional, podría ganarse unos 30 mil dólares mensuales. Osorio es uno de los técnicos que más dinero recibe en el Fútbol Profesional Colombiano. El timonel verdolaga necesitaría de 4.000 meses, 333 años, para lograr la estratosférica suma del traspaso del galés”. El hincha no es la base de la pirámide, lo es el dinero. Durante 20 años, Colfútbol tuvo a Águila como único patrocinador de la Selección. Hace siete años, la Federación le pidió mejorar el contrato y se duplicó el valor. “Sin embargo, desde hace dos años cambiamos el esquema de comercialización, que ahora funciona como una pirámide. Un sponsor principal: Águila; unos socios: Homecenter, Pacific Rubiales, Movistar, Allianz y Efecty”, dijo Luis Bedoya, presidente de la Federación Colombiana de Fútbol. Además de eso, están Golty y Gillette como proveedores oficiales y el Gol Caracol y Adidas como alianzas estratégicas. En este respaldo económico también se apoya la cercana clasificación de Colombia a Brasil 2014. ¿En semejante mundo dónde queda el hincha que quiere ir al estadio, al Mundial? ¿Dizque la pasión por el fútbol no tiene precio? ¡Qué mentira más grande! Viajar a Brasil a ver el Mundial es para la mayoría una utopía. Por fortuna, no ha llegado todavía el día en que el Mundial solo se pueda ver en canales privados de TV.  El campeonato está dispuesto aún (al menos la mayoría de partidos) para la gente del común. Pero si se piensa bien ya ni siquiera eso basta porque ahora “toca” comprar televisor para estar a la moda. De una vez advierto que hay que familiarizarse con los televisores que tengan calidad de imagen de Ultra Alta Definición (UHD, por sus siglas en inglés). Vaya o no vaya al Mundial, hay que gastar. Se vienen los álbumes, la camiseta, la bandera, los accesorios, las rifas, las promociones y un sinfín de cosas que trae consigo un Mundial. ¡Es la felicidad! ¡Vamos, Colombia! Todos queremos lo mismo, la clasificación de un equipo amado, aunque queda claro también que el Mundial es un espectáculo de futuro para consumidores y para los hinchas con dinero. El hincha raso hace mucho tiempo fue condenado a seguir disfrutándolo a través de una pantalla. *PLANES PARA IR AL MUNDIAL DESDE COLOMBIA “Ossa y Asociados ofrece dos paquetes: uno de 13 noches, con desayuno, impuestos y traslados entre el hotel y el estadio local, más boletas para tres partidos de la Selección Colombia en primera fase (categoría Hospitality, que implica tratamiento VIP en el estadio), con costo de 13.999 dólares. El otro es de 17 noches, traslados entre hotel y estadio local, y boletas Hospitality para 4 partidos (uno de octavos, otro de cuartos, una semifinal y la final), que vale 19.740 dólares”. “La Unión Temporal Tesoro Tours-Cali Tours tiene varios planes que van desde 6.100 dólares hasta 21.350, dependiendo del hotel y número de partidos. Las boletas también son Hospitality”. *Tomado de Portafolio. En Twitter: @javieraborda

En GolCaracol.com toda la información del fútbol mundial En GolCaracol.com toda la información del fútbol mundial

Vea también:

Publicidad

Al continuar la navegación, el usuario autoriza que el portal web, propiedad de Caracol Televisión S.A., haga uso de Cookies de acuerdo con esta Política .
ENTENDIDO