Publicidad

Publicidad

Publicidad

Logo notificaciones
Active las notificaciones para estar siempre informado del fútbol nacional e internacional con Gol Caracol.
¡Claro que sí!
No, gracias.

Publicidad

Jhon Bodmer, de iniciar como profesor de natación a ir con Costa Rica al Mundial Qatar 2022

El entrenador es asistente de Luis Fernando Suárez en el seleccionado costarricense y le contó su historia a Gol Caracol.

Jhon Bodmer
Luis Fernando Suárez (izquierda) y Jhon Bodmer (derecha), con Costa Rica - Foto: AFP

Jhon Bodmer es uno de los colombianos que estará en el Mundial de Qatar 2022, aunque lo hará con la selección de Costa Rica, donde es el asistente técnico del experimentado Luis Fernando Suárez, quien le dio su confianza para que lo acompañara en ese difícil reto de dirigir a ese combinado.

Por esto, el entrenador bogotano atendió a Gol Caracol para contar su historia. Sus inicios en el fútbol, su experiencia como profesor de natación, su paso por equipos como Tigres, Jaguares y Valledupar y mucho más.

Publicidad

Además, Bodmer se refirió a cómo se conoció con Luis Fernando Suárez y el orgullo que le genera poder ser parte del proceso con Costa Rica, que estará en el Mundial de Qatar 2022. ¡Imperdible!

¿Cómo son los comienzos de Jhon Bodmer en esto del fútbol?
“Estuve en universidad, de lo académico estudié en Bogotá e hice mi carrera de Educación Física y Deportes, mientras que estudiaba trabajaba también, porque necesitaba para la comidita, transportes y extras. Terminé mi carrera, me había ya desempeñado como formador en cajas de compensación, luego trabajé en Churta Millos, y luego con una institución grande como Santa Fe, estuve muchos años allí, y ahí di el salto al fútbol profesional”.

¿Qué trabajos realizó mientras estudiaba?
“Mi vida laboral realmente comenzó como profesor de natación, muchísimos años, como desde el 2001, era donde había mucho camello y tenía un ingreso importante para mis necesidades y muy joven fui padre, a los 20 años, no solo debía responder por mí, sino por una personita más. Ya en el 2002 y 2003 alterno lo de natación con el fútbol y desde ese tiempo no he parado de trabajar en el fútbol en distintos contextos y siempre estudiando, siempre capacitándome en el extranjero, aunque no de forma presencial”.

Publicidad

¿Muy difícil sus inicios en el fútbol?
“En mis inicios en el fútbol profesional fueron difíciles, es normal, algunos nos toca pagar ese derecho a piso, no a todos, porque exjugadores reconocidos tienen la fortuna que por su historia, por lo que ganaron tienen el acceso desde otra ventana, es normal, se lo han ganado. A mí me tocó ganármelo desde otro punto de vista, no jugué fútbol profesional y fue difícil, mientras que trabajaba en el fútbol me tocaba recurrir a otras cosas para cumplir con mis obligaciones, porque no alcanzaba el salario, pero fue con convicción y fe que recogeríamos lo que habíamos sembrado y lo estoy recogiendo. Desde que Nacional puso sus ojos en mí para trabajar en su filial, y no solo desde lo económico, sino trabajar allá genera mucho y me abrió puertas”.

Publicidad


¿Cómo se conoció con Luis Fernando Suárez?
“Con él la historia es muy sencilla, en un amistoso que hicimos él dirigiendo a La Equidad y yo a Tigres, en la sede de La Equidad, yo fui a saludarlo antes del partido, porque pues como no hacerlo con un referente del fútbol colombiano, para mí un entrenador a seguir. Él como lo caracteriza su humildad y sencillez, desarrollamos los encuentros, y luego del partido fui otra vez y me acuerdo que hablamos algunas cosas y entre eso me dijo ‘profe, quizás algún día el fútbol nos junte’, de pronto no fueron las palabras exactas, yo lo tomé como un cumplido, pero también como algo cordial, diplomático. Cuando sale la oportunidad de Costa Rica él cuenta conmigo, habíamos hablado por cosas académicas y de trabajo antes. Pero esa vez me llamó y me dijo que quería contar conmigo y como decirle que no a una oportunidad de esa, yo no lo creía, fui a esta maravillosa aventura, aprendo mucho del profe, estoy en deuda con él, y lo estaré eternamente”.

¿Cómo tomó usted cuando le dijo que quería que fuera su asistente técnico?
“Puedo hablar por mí y por mis compañeros del cuerpo técnico, y se lo decimos a él que está loco, cómo se va a traer a Jhon Bodmer, a Iván Niño, a Felipe Camacho, jóvenes, que tenemos logros pero no importantes, pero el hombre nos trajo y esa locura lo tiene en un tercer Mundial, por ser un gran ser humano, gestiona grupos y eso lo tiene en el certamen orbital. Yo estaba en el aeropuerto, iba a Cali para el último partido del semestre con Valledupar FC, clasificados ya a las finales y me llama, yo estaba de pie y le dije ‘¿usted me está hablando de verdad?’, y me dijo como que si sonaba a broma y le dije que era para sentarme. Me dijo que lo pensara, que no era seguro, pero que si salía quería que estuviera en su cuerpo técnico. Le dije que sí y que tenía solo que ajustar cosas de mi contrato con Atlético Nacional. Yo no lo creía, estaba como niño pequeño con juguete nuevo”.

Les tocó difícil, ¿cómo fue ese arduo proceso?
“Llegar a una selección de ese nivel, con tan poco tiempo yo creo que es prácticamente es sentenciarse, pero el profe Suárez es un maestro, sabíamos que sería difícil, nos lo advirtió, no conocíamos el medio y había poco tiempo de trabajo. Sabíamos las dificultades, llevaban casi dos años sin ganar un partido, algo más o algo menos, ni un amistoso y tampoco oficial. Iniciamos y en Copa Oro el debut fue con victoria y con clasificación a segunda ronda y eso ya mostró la capacidad de él. Después hubo momentos difíciles, pero el profe siempre tranquilo, poniéndole ‘el pecho a las balas’, y eso nos llevó a trabajar con tranquilidad y lo logramos fue maravilloso”.

Publicidad

¿Qué pasa por su mente el ir a un Mundial con una selección?
“No, esto es algo difícil de digerir, todavía lo estoy asimilando porque aún hablando con mi esposa, hijos, seres queridos, no es fácil asimilarlo. Todo era emoción total el día de la clasificación, descargar el peso del trabajo pero luego viene un momento. Yo lo vivo y yo estaba pasmado, pensando qué nos toca enfrentar, los rivales. Yo así lo vivo, es complicado pero también hay emoción, claro, pero sabiendo de la responsabilidad que tenemos. Hay que disfrutar y ahora comienza una nueva realidad".

Jhon Bodmer junto al arquero del PSG y exReal Madrid, Keylor Navas:

Publicidad

⚽ Síganos en Google Noticias con toda la información del fútbol mundial ⚽ Síganos en Google Noticias con toda la información del fútbol mundial