Diciembre 7, 2010

Ex portero de Flamengo, condenado a ir a la cárcel por secuestro

Bruno, que era ídolo y capitán del club más popular de Brasil y que también es investigado por el supuesto secuestro y desaparición de la misma modelo, fue condenado el pasado lunes en un proceso que le había entablado su ex amante antes de desaparecer, informaron este martes fuentes judiciales.

La condena fue impuesta por un juzgado de Río de Janeiro y también se extiende a Luiz Henrique Ferreira Romao, un amigo del futbolista conocido como Macarrao y que tendrá que cumplir una pena de 3 años de prisión.

El juicio es independiente del que adelanta actualmente un juzgado del estado de Minas Gerais por el supuesto secuestro y posterior asesinato de Eliza Samudio, modelo de 25 años, madre de un hijo de Bruno y que está desaparecida desde junio pasado.

El ex portero del Flamengo fue hallado culpable inicialmente de los crímenes de "retención ilegal, lesión corporal y constreñimiento ilegal" contra la modelo.

La ex amante de Bruno había presentado en octubre del año pasado una demanda ante una comisaría de policía de Río de Janeiro en la que acusó al futbolista de haberla secuestrado, agredido y amenazado con matarla.

Según Samudio, que en la época estaba con cinco meses de embarazo de un niño cuya paternidad atribuía al portero -lo que después fue verificado por exámenes genéticos-, Bruno y Macarrao la retuvieron contra su voluntad, la encerraron en un apartamento, la obligaron a tomar una sustancia abortiva y la amenazaron de muerte en caso de que prosiguiera con su deseo de dar a luz.

El juez responsable por el proceso lamentó en su sentencia que el reo fuese un ídolo de niños aficionados al fútbol.

La sentencia asegura que las acusaciones fueron "comprobadas sin ninguna objeción" y establece que los dos condenados no tienen derecho a libertad condicional en caso de que decidan presentar un recurso ante un tribunal de segunda instancia.

Bruno y Macarrao son culpables, junto con otras seis personas, en otro proceso por el supuesto secuestro y posible muerte de Samudio.

El futbolista fue acusado por la policía de haber sido el autor intelectual y material de ambos crímenes.

Según un primo del portero de 17 años que es testigo de la fiscalía, Samudio fue secuestrada en junio pasado en Río de Janeiro por Macarrao, trasladada hasta una propiedad de Bruno en el estado de Minas Gerais y asesinada por un ex policía contratado por el futbolista.

El mismo testigo, que admitió haber participado en el secuestro y haber presenciado el homicidio, afirmó que el asesino descuartizó el cuerpo de la modelo y lo dio de comer a varios perros.

Temas relacionados: