Febrero 9, 2011

Los protagonistas colombianos analizan la derrota

Los jugadores se mostraron satisfechos por el papel que hicieron ante España y destacaron las buenas sensaciones que mostró el combinado nacional de cara a la próxima edición de la Copa de América.

Giovanni Moreno aseguró que aunque Colombia fue derrotada, el conjunto que dirige "Bolillo" hizo un buen papel ante los hombres de Vicente Del Bosque.

"Tenemos que estar tranquilos. Hay que trabajar y en cualquier momento todo cambia. Con el resultado por debajo piensas que no se hicieron las cosas bien, pero mirándolo con calma, no ha estado mal", dijo.

Además, el lateral izquierdo Pablo Armero aseguró que una de las claves del duelo fue que Colombia no pudo culminar sus ocasiones de gol: "Pero lo dimos todo. Jugamos muy bien y nos sirve para mejorar. Cuando llegue la Copa de América estaremos al cien por cien. Tenemos una sensación de rabia porque tuvimos oportunidades, tocamos la pelota y nos vamos tranquilos porque no es fácil jugar aquí. Tuve una jugada al final de la primera parte, que la llegó a tocar Casillas y a punto estuvo de entrar", comentó.

Por su parte, el capitán Mario Yepes dijo que la preparación para la Copa América va por buen camino y también añadió que Colombia "fue muy superior a España".

"Merecimos hasta ganar. Nosotros, a pesar de lo que se especuló, veníamos aquí con la idea de ganar. Se jugó bastante bien, se hicieron ocasiones de gol y no se concretaron. Quisimos meter un gol a España para ver como reaccionaban, pero no pudo ser. Estuvo bonito el partido, fue un gran espectáculo. Hemos jugado de tú a tú y de visitantes", concluyó.

El entrenador también habló. Aseguró que a sus jugadores pudo pesarles el final del partido porque, a su juicio, "cansa mucho jugar al fútbol sin balón".

"Ha sido un partido donde nosotros teníamos claro que iba a ser un rival de quilates. España lo demostró. Es un equipo que juega a un toque y con movilidad. Había que ser ordenados. España es espectacular en crear espacios y en muchos otros trabajos. Pero hicimos un orden táctico, con algo de crisis, pero quitamos claridad al equipo español. A veces resultó. Es un orgullo jugar con España y generamos ocasiones de gol que hay que meter a pesar del respeto y admiración que hay por España", dijo.

"Colombia es un grupo parejo y los grupos son uno por otro para seguir creciendo. Hice cambios para que los jugadores crecieran. Había un cierto cansancio y cansa mucho jugar al fútbol sin el balón. En los partidos se arrepiente uno de muchas cosas o quiere intentar otras cosas. Pero a España, uno no sabe como tratarlo. Hubo un comportamiento de avanzar y en los próximos partidos esperamos avanzar", concluyó.