Febrero 4, 2010

Togo interpuso denuncia en Francia tras atentado terrorista que le costó la vida a tres personas

La denuncia también va contra la Confederación Africana de Fútbol (CAF) y su presidente, Issa Hayatou, precisaron las fuentes.

La presentación de la denuncia en Francia, que tuvo lugar el pasado día 29, se justifica porque es en ese país donde reside el líder del FLEC, Rodrigues Mingas, que además tiene la nacionalidad francesa.

En la demanda se recogen los cargos de "actos terroristas" y "asesinatos" contra el grupo por el ataque al autobús togolés que costó la vida al segundo entrenador de la selección de Togo, Amélété Abalo, y al responsable de prensa, Dodji Komi Ocloo Azanledji. También falleció el conductor del autobús, de nacionalidad angoleña.

También incluye la acusación de "exposición de terceros a riesgos de muerte y heridas", que se refiere particularmente a la CAF.

Los familiares de las dos víctimas se postularán como acusaciones particulares en la causa, señalaron las fuentes.

La denuncia de los familiares de los fallecidos se sumará a la investigación abierta por la Fiscalía de París sobre las declaraciones de Mingas, que pueden constituir un delito de apología del terrorismo.

El líder del grupo independentista de este enclave angoleño reivindicó el atentado que, afirmó, iba dirigido contra los soldados que escoltaban al autobús togolés.

"En tiempos de guerra, todos los golpes están permitidos", aseguró en una entrevista en la que prometió nuevos ataques.

El atentado provocó que Togo se retirara de la CAN, antes de regresar a la competición por las presiones de la CAF y la FIFA.

Togo fue sancionado por haberse retirado de la competición, por lo que no disputará las dos próximas ediciones de la CAN.

Temas relacionados: