Febrero 24, 2009

Deportivo Cali también está sufriendo en la Copa Mustang I

La falta de sincronización defensiva, el poco funcionamiento de la segunda línea del mediocampo y la ausencia de otro jugador de peso en el ataque, tienen al Deportivo Cali con dolores en todo el cuerpo.

Los males del onceno ‘azucarero' están reflejados en la tabla de posiciones, en la que ocupa el puesto doce con apenas un partido ganado, uno empatado, dos perdidos, ocho goles a favor y ocho recibidos, para un total de 4 puntos de 12 disputados.

¿Qué está fallando? Casi todo. Estos son los errores más evidentes del Deportivo Cali.

La zona defensiva no tiene sincronización

Hace falta sincronización, especialmente en la pareja de centrales. Cuando jugaron Ánderson Paredes y Pablo Escobar se notó mucho porque no se hacían relevos y en algunas ocasiones los dos caían al mismo sector para marcar a un mismo jugador.

Eso motivó el regreso a la titular de Édgar Zapata (por Paredes), pero el paisa no tuvo un buen retorno. Por lo menos eso se notó el domingo ante La Equidad.

En la zona del lateral izquierdo hay déficit. Danny Aguilar no convence aún y Juan Guillermo Domínguez, en los pocos minutos que jugó ante La Equidad, se le vio ansioso por querer agradar y ganarse el puesto.

La creación brilla por su ausencia

Hace falta más continuidad en la zona de creación. El argentino Pablo Batalla funciona sólo por momentos.

Cuando entra al juego, el Cali luce más rápido, dinámico y peligroso en ataque. Pero cuando se pierde o entra en esos prolongados baches ya característicos en él, el equipo también se nubla.

Luis Ómar Valencia todavía no coge el rol de creativo en el equipo y Járol Herrera sigue sin hacer méritos para pelear una plaza de titular.

En ese sector falta alguien que tome la batuta cuando Batalla se pierda.

¿Y los goles?

No hay un hombre de peso o de nivel que sea el socio ideal de Sergio Herrera. Felipe Pardo, producto de su falta de experiencia, luce ansioso y egoísta en algunas jugadas.

Armando Carrillo no encuentra su mejor momento producto de la falta de partidos y Luis Carlos Cabezas no pesa como titular.

Posibles correctivos

Elkin Calle como lateral derecho y Jamel Ramos por izquierda podría ser una buena alternativa. Sería bueno ensayar como centrales a Édgar Zapata y a Diego Valdés o a Zapata con Paredes.

Si en la segunda línea de volantes no hay regularidad o respuesta, sería recomendable hacer línea de tres en recuperación; además de Mariano Herrón y Andrés Pérez, es preferible tener otro jugador que haga el trabajo de ida y vuelta por los costados como Camilo Ayala o Juan Guillermo Domínguez.

Y en ataque, sería bueno darle continuidad a Armando Carrillo porque ha demostrado que con ritmo es un jugador importante.

Esos son algunos errores, porque los otros son de tenencia del balón y de jerarquía para mantener un resultado.

No todo es malo en el Cali. En medio de los lunares, hay otros hechos positivos.

Comenzando por el arquero Sebastián Blázquez, del que se tenían algunas dudas especialmente después del empate 3-3 en la primera fecha ante Envigado.

El meta argentino se ha mostrado seguro y hasta el momento es prenda de garantía.

Jamel Ramos es otro de los refuerzos que ha respondido a la expectativa y en cada partido se ven sus progresos.

La pareja de recuperación, Andrés Pérez y Mariano Herrón, también ha cumplido. Cuando los creativos no funcionan, ellos son los que marcan e intentan tener el balón. Camilo Lizarazo es hasta ahora una grata aparición y Sergio Herrera sigue entregando goles y sacrificio.

Cali (Valle del Cauca)

Temas relacionados: