Marzo 14, 2009

Cali mantuvo la ‘paternidad’ sobre Quindío en Armenia

Quindío fue más que su rival en el primer tiempo, pero no pudo concretar. La gran actuación del arquero Sebastián Blázquez le impidió a los ‘milagrosos' irse adelante.

Al mejor estilo de Superman, el guardameta argentino ‘voló' de palo a palo. Primero fue ante remate del veterano delantero Víctor Bonilla, quien tras una gran combinación con Carlos Rodas vio cómo Blázquez contenía en primera instancia, un segundo rebote fue desperdiciado, con arco vacío, por Sebastián Hernández.

Pasaron los minutos y sería Pedro Otega el que tendría la anotación en sus botines. El volante se quitó de encima la marca de dos defensores y sacó un potente remate de pierna izquierda que Blázquez, con espectacular estirada, sacó al tiro de esquina.

Las atajadas de su arquero le dieron a Cali un poco de ánimo, y con cabezazo de Danny Aguilar se acercaron a previos de la ‘cabaña' defendida por Alejandro Otero.

Cuando faltaban 10 minutos para que el árbitro Leonardo Jaimes pitara el final de la primera etapa, Bonilla se inventó una jugadota. El ‘artillero' recibió el balón de espaldas al arco caleño, se dio media vuelta y le hizo un ‘ocho' a los defensores que lo custodiaban; cuando se disponía a definir, Blázquez se le arrojó a los pies y lo despojó de la esférica.

Con un clarísimo dominio del Quindío, pero con el 0-0 en el marcador, los equipos se fueron al descanso.

Aunque para la etapa complementaria Cali logró sacudirse un poco de su rival, los locales fueron quienes tuvieron una nueva oportunidad de anotar. El delantero Rodas penetró al área y cuando se disponía a rematar fue ‘desarmado' por un defensa ‘verde'.

Y como reza el adagio popular, ‘'el que no los hace, los ve hacer'', Quindío tendría que soportar el ‘baldado de agua fría' después de que Aguilar enviara con su guayo el balón al fondo de la red.

El volante aprovechó un remate que se estrelló en el palo, tras cabezazo de Sergio Herrera, para, con arco vacío, anotar el 0-1 final.

La de este sábado fue la tercera victoria consecutiva del Cali en el torneo, ya que había derrotado a América 0-1 y a Junior 2-1.

Los ‘azucareros' llegaron a 13 puntos y ascendieron a la parte alta de la tabla de posiciones. Quindío, por su parte, se quedó en 11 unidades.

En la octava fecha del torneo Cali recibirá a Tolima, mientras Quindío deberá visitar a Real Cartagena.

Temas relacionados: