Abril 4, 2009

Once Caldas le hizo pasar un 'trago muy amargo' a Nacional en su propia casa

Ni el receso de dos semanas por Eliminatorias Suramericanas le sirvió a Nacional para recomponer el camino y salir del ‘sótano' de la tabla.

Este sábado, el equipo antioqueño volvió a hacer una pobre demostración de fútbol en el Atanasio Girardot y sucumbió ante un conjunto caldense que se paró muy bien en los primeros 45 minutos, manejó los ritmos del encuentro y marcó los dos tantos. El segundo tiempo fue de puro trámite para la visita.

En las primeras acciones del partido Nacional ilusionó a su afición con ver algún tipo de cambio en su comportamiento colectivo. Los ‘verdolagas' intentaban, con Aldo Leao Ramírez y el peruano Juan Carlos Mariño, tejer alguna acción de riesgo que los llevara a abrir el marcador.

Sin embargo, la defensa visitante se comportaba muy bien e impedía grandes sobresaltos.

Un tiro libre de Ramírez estuvo muy cerca de abrir el marcador, pero el balón no tuvo el destino deseado por el volante.

Once Caldas, con mucho orden y de manera tranquila esperando el momento justo para hacer daño, llegaría a la primera anotación a los 37 minutos.

El recién ingresado al terreno de juego Henry Rojas, trasdoble jugada de tiro libre, sacó un potente remate de pierna izquierda, a ras de pasto, que no pudo detener el arquero Eduardo Blandón.

Con el 0-1 Nacional perdió los ‘papeles' y buscó, con más ganas que orden, algún tipo de respuesta.

Pero Caldas estaba en su noche y sólo tres minutos después del primer gol, marcó el segundo.

Wilson Mena recibió el balón a la espalda del arco de Nacional, lo bajó de pecho y, luego de dejarlo rebotar una vez, dio una media vuelta espectacular e inesperada para sacar el remate abajo. Para el guardameta Blandón nuevamente su intento por salvar a su equipo fue en vano.

Para el segundo tiempo Caldas salió con inteligencia a enredar el partido, a quitarle el balón a Nacional y a hacer que el tiempo pasara sin mayores angustias.
El equipo local intentó algún tipo de aproximación, pero el arquero Héctor Fabio Landázuri respondió bien.

Los pocos asistentes que se dieron cita en el escenario antioqueño empezaron a impacientarse. Algunos silbidos se oían desde las tribunas.

A Nacional se le iban otros tres puntos en su casa. Los minutos pasaban y no se veía por dónde el equipo ‘verdolaga' podía descontar.

Y la desazón sería aún mayor luego de que Víctor Ibarbo viera la tarjeta roja. Con un hombre menos, jugando mal, y teniendo al frente un rival práctico para defenderse, se consumieron los 90 minutos.

Nacional con esta nueva derrota se estancó en seis puntos y pase lo que pase en los compromisos del domingo, seguirá siendo colero del campeonato.
Once Caldas, por su parte, llegó a las 16 unidades y es transitoriamente tercero.

En la undécima jornada Nacional deberá enfrentar como visitante a Pasto, mientras Once Caldas jugará ante Huila en Neiva.