Noviembre 27, 2008

Sin ganar, Medellín siguió festejando en el Cuadrangular A

Ante cerca de 42.000 espectadores que se dieron cita este jueves en el estadio Atanasio Girardot, Atlético Nacional e Independiente Medellín se enfrentaron por la segunda jornada de los cuadrangulares semifinales de la Copa Mustang II.

Para "verdolagas" y "poderosos" este fue el derbi número 255 entre los históricos del fútbol antioqueño.

Los conjuntos llegaron al compromiso con la moral en lo alto, luego de conseguir resultados positivos en la primera fecha de las semifinales.

Mientras Medellín logró victoria sobre Tolima 2-1 y pasó a comandar el Cuadrangular A, Nacional obtuvo un valioso punto en su visita a La Equidad (0-0).

Bajo el espectacular marco de público en las tribunas, el compromiso dio inicio a las 8.30 p.m. con dos equipos que no quisieron ser inferiores a la fiesta futbolera y desde el "vamos" propusieron juego ofensivo.

Muy temprano (minuto 2), el "10" de Nacional, Giovanni Moreno se inventó un remate de "chalaca", que a pesar de no tener el destino deseado por los hinchas "verdolagas", puso al público de pie.

Pero Medellín no se quedaría atrás. Diego Álvarez ganó en velocidad por el costado derecho y sacó un disparo potente que se fue por un lado de la portería defendida por Eduardo Blandón.

El partido se hacía de "toma y dame". "Verdolagas" y "poderosos" entregaban todo en la cancha.

Mientras Medellín, ante la ausencia por lesión de su armador Omar Pérez, intentaba hacer daño a través de la velocidad de sus delanteros Diego Álvarez y Jackson Martínez; Nacional veía en el talento armador de Moreno su mejor arma.

Y llegaría en el minuto 13 la opción más clara de anotar para los "verdolagas". Luis Alberto Perea recibió un pase al vacío y tras quedar enfrente del arquero Aldo Bobadilla, remató desviado.

Martínez, el jugador más incisivo del DIM, también se inventaría una genialidad para no dejar atrás en oportunidades a su conjunto.

El delantero, con una finta, eludió la marca de dos defensas, se coló en el área y remató sin potencia para que el guardameta Blandón contuviera a medias; un nuevo rebote lo tomó Álvarez, quien increíblemente vio ahogado su grito de gol por la, otra vez, "felina" reacción del arquero "verde".

Entre remates potentes de Jairo Palomino y Estiven Vélez, para Nacional, y Jackson Martínez y Juan carlos Quintero, de Medellín, se fueron los primeros 45 minutos; no sin antes registrar otra clarísima oportunidad para los "verdes" a través de Sergio Galván Rey, quien después de recibir un pase en profundidad de Moreno, remató ante las "barbas" de Bobadilla para que el arquero desviara a la esquina con una de sus piernas.

Con los jugadores entregando hasta el alma, se fue un primer tiempo para nunca olvidar.

En la etapa complementaria se mantendrían las emociones, pero esta vez, con la celebración de las dianas.

Tras jugadas de peligro a lado y lado, Nacional gritaría el primero de la noche al minuto 69.

Luis Alberto Perea sería el encargado de poner a festejar a la hinchada "verdolaga", luego de recibir de Galván el denominado "pase de la muerte".

Pero la alegría del conjunto que este jueves oficiaba como local no duraría mucho. Dos minutos más tarde, y como fue el común denominador durante todo el partido, Medellín se volvería a sacudir.

Iván Corredor tomó el balón en el área y tras impactar de pierna derecha vencería la resistencia de Blandón, que no pudo evitar que la esférica le pasara por debajo de su humanidad.

El 1-1 se convirtió en un justo marcador para dos escuadras aguerridas, que lucharon hasta el final del compromiso por los tres puntos y sobre todo, por el honor.

Con el resultado de este jueves, Medellín llegó a cuatro puntos y mantuvo el liderato del Grupo A. Nacional, por su parte, ahora es tercero con dos unidades.

En la tercera jornada de los cuadrangulares semifinales, que tendrá en acción al Grupo A este domingo, Nacional será local frente a Deportes Tolima, mientras Medellín buscará seguir riendo en Bogotá ante La Equidad.