Mayo 3, 2009

La histórica trigésima cuarta fecha de la Liga Española dejó mucho por leer

Con un juego de esporádico brillo, el Madrid aguantó 18 jornadas sin perder y soñó con la remontada en vísperas del clásico del sábado en el Bernabeú, ya que un triunfo los hubiera situado a un punto de los azulgranas.

Pero su fútbol, hecho más de corazón que de clase, claudicó ante el ‘rodillo' azulgrana, con un 2-6 que aclaró quién manda esta temporada en la Liga. Media docena de tantos que los catalanes jamás habían sumado en el Bernabéu y que eleva su total de esta Liga a 100, siete menos que el récord absoluto que posee el Madrid.

Fue un partido de registros para la historia: la primera vez que el Barça conseguía seis goles en el Bernabéu, la primera vez que Leo Messi marcaba en el estadio blanco y la primera vez que lo hacía Carles Puyol en esta Liga.

"Nunca había anotado en el Bernabéu. Es muy bonito", dijo la estrella argentina Leo Messi, que hizo dos tantos y elevó a 23 su cuenta liguera.

Su compatriota del Madrid Gonzalo Higuaín tampoco faltó a su cita con el gol y firmó su decimonoveno diana, la que abrió el marcador, la de la esperanza que luego frustró el rival con una exhibición que en goles completaron Henry (2) y Piqué, el último, el del centenar.

El camino del título quedó tan despejado para el Barcelona que puede proclamarse campeón el próximo domingo si derrota al Villarreal y el Madrid no gana en Valencia.

"Pasaron como un rodillo...Está todo perdido", resumió Iker Casillas el sentir madridista. Con Raúl totalmente apagado, el portero volvió a ser la estrella del equipo, con media docena de paradas decisivas.

El Sevilla rompió una racha de cuatro derrotas consecutivas y derrotó a domicilio al Villarreal por 0-2, goles del brasileño Luis Fabiano y del maliense Frederic Kanouté, para mantener la tercera plaza, con 60 puntos, cuatro más que el Valencia, derrotado por el Espanyol de Mauricio Pochettino por 3-0, obra de los argentinos Román Martínez y Nico Pareja y del brasileño Nené, de penalti.

Con este triunfo, su cuarto seguido, el Espanyol alcanza los 38 puntos y se acerca a la permanencia, un objetivo impensable cuando Pochettino tomó en enero las riendas de un equipo a la deriva.

El Atlético de Madrid derrotó al Betis en Sevilla por dos goles a cero, ambos del uruguayo Diego Forlán, y acumula 55 puntos, empatado con el Villarreal y a uno del Valencia, que ocupa la última plaza que da acceso a la Liga de Campeones.

El uruguayo Diego Forlán lleva 25 goles, los mismos que David Villa y dos menos que Samuel Eto'o (27). El Betis, con 37 puntos, a tres del descenso, se complica el futuro en Primera.

El colero Numancia resucitó con una inesperada victoria por 2-0 (Juan Carlos Moreno y Javier del Pino) sobre el Málaga, aspirante a jugar la Copa UEFA, y, con 31, tiene la salvación a tres puntos.

El Recreativo de Huelva, penúltimo, también se llenó de moral al ganar a domicilio al Osasuna. El uruguayo Walter Pandiani abrió el marcador para los locales en el minuto 25, pero en los últimos minutos Ersen Martin (80) y Nasief Morris (95) silenciaron el "Reyno de Navarra".

El Osasuna se quedó con 36 puntos, mientras el Recreativo subió a 33, uno menos que el Sporting de Gijón y el Getafe.

El Sporting igualó a un gol en casa con el Athletic de Bilbao (Bilic por los locales e Iraola por los visitantes) y sigue, como antepenúltimo, en los puestos de descenso. Fue el primer empate del Sporting en la Liga. Los bilbaínos, con 41 puntos, enfilan el sendero de la permanencia.

En mejor situación salió el Mallorca del venezolano Juan Arango que con su triunfo en casa ante el Getafe por 2-1 (Jurado y Aduriz, David Navarro en propia meta) se aseguró virtualmente la permanencia al sumar 45 puntos.

El Getafe, con 34 puntos, fija la línea de salvación, como cuarto por la cola, igualado con el Sporting. Los madrileños encajaron su cuarta derrota consecutiva y amargaron el debut a su nuevo técnico, José Miguel González ‘Michel', ex jugador del Real Madrid.

El Deportivo de La Coruña, con un tanto en ‘Riazor' del francotunecino Lassad Nouioui ante el Valladolid, marcha séptimo, con 53 puntos, mientras los visitantes, con 41, aún no han sellado su salvación y encadena siete encuentros sin ganar.

El Almería quebró una racha de quince desplazamientos sin vencer y se impuso al Racing de Santander por dos goles a cero, ambos de José Ortiz. Con 43 puntos, el equipo de Hugo Sánchez mira el futuro con tranquilidad, mientras el Racing, con 39, todavía corre riesgos.