Febrero 11, 2009

Un colombiano regresó de un sueño llamado Milán

"Cuando entré a la cancha fue algo lindo, se me acercaron, me apoyaron y cuando toqué el primer balón parecía que estaba en Colombia jugando con el Deportivo Cali".

Con esas palabras, el zaguero central describió uno de los momentos más significativos de su carrera. Con el número 34 en su espalda y en medio de demasiadas ‘estrellas', el futbolista vivió la experiencia que casi todos desean y muy pocos hacen realidad: hacer parte de la nómina del AC Milán en un juego oficial.

Fue en partido amistoso, apenas disputó un tiempo y no se pudo quedar trabajando junto a Ronaldinho, Paolo Maldini, David Beckham, Kaká y compañía, pero el colombiano se da por bien servido de la experiencia vivida en las filas del ex campeón de Europa y las cortesías que tuvo para con él, el técnico Carlo Ancelotti.

"El míster reunió a todo el plantel, el plantel me dijo algunas palabras, yo les dije otras y a lo último me regalaron una camiseta firmada por todos ellos, que fue la del capitán Maldini", relató desde Cali, Valle del Cauca.

Hurtado mostró su fútbol y los responsables del Milán continúan interesados en él. Por ahora, mientras se abre una nueva oportunidad, viajará a Suiza para adaptarse al balompié del ‘viejo continente'. La escuadra ‘rossonera' le encontró un lugar en la Super League.

"El equipo se llama Gahiopper en Suiza, es de Zúrich, la capital. La idea del Milán es que yo me acomode en Europa, en el fútbol europeo".

Lleno de historias por contar, el futbolista nacional aguarda en la capital vallecaucana el permiso de trabajo para viajar a su nuevo destino. Regrese o no a las filas del Milán, siempre tendrá en su mente a una escuadra que le cambia la vida a cualquiera.

Cali (Valle del Cauca)

Temas relacionados: