Abril 19, 2009

Milán se dio un ‘festín’ en el cierre de la jornada 32

Además de Inzaghi (m.13, 37 y 60), anotaron el brasileño Kaká (m.68), al ejecutar una pena máxima, y Massimo Ambrosini (m.90); siendo Franceschini (m.80) el autor del único tanto del Torino.

El partido, como refleja fielmente el resultado final, fue todo un paseo del Milán que, por fin, completó un buen partido de juego, dando a su afición una de las pocas alegrías de la temporada.

Eso sí, enfrente tuvo a un Torino que concedió demasiadas facilidades y que ya, antes de cumplirse el primer cuarto de hora, se vio por detrás en el marcador al marcar Inzaghi, de cabeza, tras saque de esquina del inglés ex madridista David Beckham.

Los mismos protagonistas, apenas veinticuatro minutos después, elevaron el 2-0 en el marcador: esta vez, en centro perfecto de Beckham y remate con la izquierda de Inzaghi.

El Milán arrollaba a su rival y antes del descanso pudo establecer el 3-0, que, no obstante, habría de esperar a la hora de juego, cuando Inzaghi remató perfectamente un centro del brasileño ex barcelonista Ronaldinho, quien en el descanso había entrado en lugar de su compatriota Alexander Pato.

Apenas ocho minutos después, Kaká hizo de penalti el 4-0. No sería hasta el minuto 80 cuando el Torino, con Franceschini, estrenará su marcador.

Al final, Ambrosini puso el 5-1, cerrando un partido que lleva al Milán a la segunda plaza, igualando a un Juventus que el sábado noche había cedido un empate casero con el líder, Inter de Milán, que lleva diez puntos de ventaja sobre su dúo perseguidor.