Octubre 11, 2009

Lo que dice la prensa sobre la victoria de Argentina a Perú

Medios de Buenos Aires coinciden en destacar la mala actuación del equipo de Maradona, el repudio de la afición, la falta de ideas, el ya acostumbrado bajo nivel de su estrella, Lionel Messi, y la virtud del delantero del Boca Juniors para resolver la situación más crítica en medio de la oscuridad.

El matutino La Nación resalta "la muy mala actuación de un equipo de carácter esquelético" que "se abona a un drama continuado en la ruta a Sudáfrica".

"El encefalograma del seleccionado argentino daba plano. Estaba muerto. Hundido, aplastado por un papelón de ribetes catastróficos. Los jugadores se arrastraban por ese desconsuelo que solos construyeron. Un plantel con espíritu autodestructivo, carácter en fuga y de muy dudoso orgullo", indica el rotativo.

"El temporal se desató con una furia que parecía impulsada por la indignación de la historia. La vergüenza se devoraba a la leyenda Maradona que estaba sepultada en el fango y a un equipo que asistía impávido al derrumbe", agrega.

El diario deportivo Olé, que titula en su portada "Palermo inmortal", afirma que: "esta Selección padece problemas que exceden, por lejos, uno, dos, tres o más enroques de nombres. No dispone de una idea clara de juego, lo que de por sí reviste gravedad, pero además es víctima de un conductor, como Maradona, que roza las fronteras de lo temerario sin que nadie, sus colaboradores, o quien sea, lo salven de sí mismo".

"No hay otra selección que la que nos tocó. Más que una selección es un dolor de muelas a la madrugada, pero ya es muy tarde para lágrimas. El sábado la salvó Palermo. Y el miércoles, ante Uruguay, ¿quién la salvará? ¿Se salvará?", agrega.

Por otra parte, la prensa peruana coincide casi en su totalidad en que la victoria de Argentina se debió a la supuesta actuación parcial del árbitro en favor de los locales.

Trome, el más vendido de la prensa popular, titula: "Argentina ganó en los descuentos con ayuda del árbitro boliviano, que no cobró un penal y validó gol de Palermo en posición adelantada", mientras que Depor, tras lanzar las mismas acusaciones, concluye: "Tremendo robo".

Otros diarios, como Perú.21 y los deportivos Líbero y Bocón, acusan al árbitro René Ortubé de no pitar uno, sino dos penaltis supuestamente favorables a Perú.

Solo El Comercio reparte culpas y achaca la derrota al entrenador peruano Chemo del Solar: "Esta vez no fue la mano de Dios la que ayudó a Maradona: Del Solar hizo un inoportuno cambio en el minuto 92 y la defensa (peruana) se desconcentró".

En Perú dolió particularmente el hecho de que Argentina lograse un agónico tanto que le dio la victoria en tiempo de descuento, solo tres minutos después de que Perú hubiera empatado.

Además, la selección peruana solo se jugaba el orgullo, pues estaba matemáticamente eliminada antes incluso del encuentro.

Sin embargo, los diarios también alaban el juego de su selección en el partido de Buenos Aires, y así La Primera titula "Perú los hizo sufrir" y Libero escribe "Te hicimos llorar (Maradona). Perú jugó como nunca".