Marzo 6, 2019

Clásico costeño en Europa League: Wimar Barrios, con Zenit, enfrenta al Villarreal de Carlos Bacca

Villarreal y Zenit, por un lugar en los cuartos de final en la Europa League. FOTO: AFP

El mediocampista, de Cartagena, y el delantero de Puerto Colombia (Atlántico), se verán las caras este jueves,  por un cupo a los cuartos de final del certamen. 

Villarreal y Zenit chocan este jueves en el primer 'asalto' por un lugar entre los ocho mejores de la UEFA Europa League. Llegan con presentes distinos en lo que a sus ligas se refiere, pero tanto el equipo de Carlos Bacca como el de Wilmar Barrios saben que no pueden dejar de lado el certamen internacional.

El 'submarino amarillo', que viene tocado, busca en la Europa el aire que le pueda dar una buen resultado y la confianza que pueda adquirir compitiendo con un grande como el Zenit, si bien el equipo de Javi Calleja tendrá en su mente el partido del domingo ante el Levante, dada su situación liguera.

Vea también: Wilmar Barrios: "El partido contra Villarreal hay que jugarlo como una final"

Los castellonenses siguen en las posiciones de descenso en Liga, lo que lleva a que el Villarreal tenga como objetivo prioritario centrar sus esfuerzos en los partidos ligueros para lograr los puntos necesarios para seguir el año que viene en la máxima categoría.

Bajo esa premisa, Calleja apostará de nuevo por las rotaciones y el descanso para los más habituales, aunque esta variaciones están condicionadas por las cuatro bajas por lesión de consideración con las que cuenta, al ser tres mediocentros y un defensa, que dejan al equipo con solo dos medios y tres centrales.

El aspecto positivo de la convocatoria es el regreso del lateral Jaume Costa, fuera del equipo en la eliminatoria anterior por sanción.

En el capítulo de descansos, jugadores como Sergio Asenjo, Mario Gaspar, Alfonso Pedraza, Vicente Iborra, Santi Cazorla, Carlos Bacca o Toko Ekambi, cuentan con muchas opciones de participar en el choque al menos como titulares.

Así, el posible once del Villarreal podría ser el formado por Andrés Fernández en la portería, acompañado por Miguelón, Álvaro, Funes Mori, Víctor Ruiz y Jaume Costa en defensa, un centro del campo con Cáseres, Morlanes y Pablo Fornals y una delantera integrada por Samu Chukwueze y Gerard Moreno.

Frente a la angustiosa situación del Villarreal, el Zenit afronta el choque con los ánimos por las nubes tras haber eliminado al Fenerbahce en la anterior eliminatoria y arrancar con victoria la liga rusa tras tres meses de receso invernal.

Lea también: Vinícius se rompió los ligamentos del tobillo y estará de baja dos meses

El equipo ruso terminó el pasado año con muchas dudas después de echar por tierra varios puntos de ventaja sobre sus perseguidores en el campeonato nacional y ser incapaz de desplegar un buen juego en Europa.

A las dudas se sumó la sorpresa por la venta en el mercado invernal de su cerebro, el argentino Leandro Paredes, al PSG por casi 50 millones. Todo hacía presagiar que el equipo podría venirse abajo como un azucarillo como le ocurriera hace un año al equipo dirigido por el italiano Roberto Mancini.

Pero el club financiado por el consorcio gasístico Gazprom utilizó bien el dinero. Fichó al todoterreno Barrios, el mediocentro colombiano de Boca Juniors; al experimentado central del Shakhtar ucraniano, Rakitsky, y al delantero iraní del Rubín, Azmoun y los tres han sido los más destacados desde que el equipo volviera a la competición a mediados de febrero.

Rakitsky ha formado una dupla muy fiable con el serbio Ivánovic. Barrios se ha vuelto imprescindible para el técnico, Serguéi Semak, por su brega y colocación.

Mientras, Azmoun, un delantero de calidad al que siempre le había faltado gol, marcó dos goles ante el Fenerbahce (3-1) y el tanto de la victoria el fin de semana en casa del Ural.

También ha empezado muy fuerte el argentino Driussi, por lo que Semak ha jugado varios partidos con un 4-3-3 en el que Barrios y Ozdóev son fijos, y el tercer puesto en el centro del campo se lo rifa un jugador defensivo como el brasileño Hernani o más ofensivo como el eslovaco Mak.

Lea también: Técnico de corta duración: Julio Comesaña salió de Colón, de Argentina

En la delantera, además del enrachado Azmoun, es fijo el gigantón Dzyuba, el mejor del equipo al principio de la temporada, pero que aún no ha cogido la forma.

Ante la falta de un lateral izquierdo joven con garantías, Semak ha recurrido en ocasiones al veterano Yuri Zhirkov, muy bueno en ataque, pero con lagunas en defensa, o a Anyukov, que es un lateral derecho reconvertido.

El Villarreal trae buenos recuerdos al equipo ruso, ya que el Zenit eliminó al equipo español en la temporada 2007-2008 cuando se alzó con la antigua UEFA al derrotar en las semifinales al todopoderoso Bayern Múnich y en la final al Glasgow Rangers.

Entonces, el Zenit ganó al Villarreal por la mínima en San Petersburgo en la ida y en la vuelta cayó (2-1), pero pasó por la diferencia de goles.

Descargue aquí completamente gratis la aplicación de Gol Caracol Resultados