Agosto 15, 2012

Para Fabián Vargas sobresalir en Independiente es regresar a la Selección

Pasaron tres años para que Fabián Vargas volviera al fútbol argentino, donde se consagró con ocho títulos en Boca Juniors a nivel local e internacional. Esta vez, el bogotano llegó para vestir los colores rojos de los ‘diablos' de Avellaneda, que este fin de semana protagonizarán el clásico del barrio de ‘Barracas' frente a Racing, su eterno rival.

"Hemos estado planificando lo que va ser el partido del sábado, donde queremos llegar lo mejor posible para conseguir un triunfo que nos fortalezca de cara a lo que viene".

En el actual Torneo Inicial, Racing ha obtenido 4 puntos mientras que Independiente sólo ha cosechado 2 en la misma cantidad de partidos disputados. Vargas, por el momento, jugó sus primeros 25 minutos frente al Vélez Sarsfield en la posición de volante cinco, con responsabilidad de ir al ataque.

"La idea de Christian Díaz es de utilizarme de cinco, de volante más centralizado. Fue en la posición que me puso a jugar el lunes y ese fue el trabajo que me pidió, ser cabeza de área, de darle equilibrio al equipo, de empezar las jugadas desde mi sector, tratar de sacar la pelota lo mejor posible, lo mejor jugada para que nuestros volantes y delanteros tengan la posibilidad de recibir el balón en una buena posición para opción de gol".


Los cambios del fútbol argentino del 2009 al 2012

A nivel de títulos el fútbol argentino cambió de protagonistas que disputan el campeonato desde que Vargas dejó Boca Juniors en 2009. Ahora los mal llamados ‘pequeños' equipos se han consagrado en el balompié ‘gaucho', como sucedió con el Arsenal de Sarandí, Lanús o Banfield.

"Los equipos grandes comenzaron a tener muchos problemas económicos, ya no pueden hacer la misma calidad de contrataciones que hacían en años anteriores. Entonces esto hizo que se emparejara mucho el torneo. La diferencia de cuando me fui a ahora cuando llegué fue que precisamente los equipos grandes están mirando la tabla desde abajo", declaró Vargas.

A nivel futbolístico, el jugador bogotano no ha visto mucha diferencia, pues la pierna fuerte, el correr durante los 90 minutos sigue siendo fiel característica del fútbol ‘gaucho'.

El paso por el AEK de Atenas ayudó al centrocampista a estar en un fútbol más veloz, aunque técnicamente no es tan llamativo como el argentino.


Fabián Vargas sueña con la Selección

El fútbol argentino ha sido para muchos jugadores colombianos el trampolín para llegar a Europa, pero esta vez es la mejor vitrina que tiene Vargas para que el técnico de la selección Colombia, José Pékerman, lo convoque.

"Mi mente está pensando en consolidarme en este equipo, en tratar de llegar a mi mejor nivel futbolístico poniéndolo al servicio de la institución. Después de que yo tenga una buena regularidad, como cualquier jugador colombiano que le esté yendo bien en el exterior espero tener la puerta de la Selección nuevamente abierta", afirmó el volante de 32 años, que aún no ha tenido la posibilidad de hablar con el técnico.

Vargas hizo parte de las selecciones nacionales que no lograron clasificarse a los últimos tres mundiales. En estas oportunidades el combinado tricolor siempre perdió el cupo con la selección de Uruguay, próximo rival de Colombia en el mes de septiembre.

José Pékerman decidió tener un microciclo en Madrid sin jugar un partido amistoso, algo que sus dos siguientes rivales sí tuvieron. "Él debe saber por qué no utilizó la fecha FIFA. Me imagino que veía más provechoso tener el grupo recordando conceptos tácticos para afrontar los partidos de Eliminatorias", afirmó el centrocampista de Independiente, quien pide que se apoye a la Selección.


Un hincha de la ‘Mechita' que espera su regreso a la A

Fabián Vargas debutó con el equipo ‘escarlata' en 1996. Allí logró tres campeonatos locales y uno de Merconoerte en 1999. Sufrió como hincha el descenso del equipo de sus amores y ahora espera que el club vallecaucano logre ascender y se vuelva a ubicar en el puesto que merece.

"Me parece preocupante la situación que se está viviendo ahorita en cuanto a la renuncia de directivos. Deben tener en cuenta que América no ha conseguido absolutamente nada, que solamente consiguió la posibilidad de llegar a la final que le puede dar esa posibilidad de volver a la A".

Aunque estos problemas en la parte de directivos perjudican al equipo, el bogotano espera que no afecte en lo futbolístico al equipo y se pueda lograr el objetivo que se trazó Eduardo Lara con sus jugadores, que es volver a la primera categoría.