Noviembre 3, 2011

Equidad 0-1 Boyacá Chicó... aunque casi gana el tedio

No es injusto que Boyacá Chicó haya ganado en un solitario Estadio de Techo: fue el que hizo más por el partido, el que tuvo las mejores opciones, incluso, si se quiere, el que mejor jugó. Pero es una especie de castigo del destino para Equidad que la derrota que lo deja prácticamente eliminado de los cuartos de final de la Liga Postobón llegara en un penal sancionadio en el segundo minuto de tiempo extra.

Lo peor es que justo en ese instante el equipo bogotano pasaba su "mejor" momento, acosaba a un lúcido Cristian Bonilla (al que se le augura un gran futuro) y por primera vez mostraba la localía... pero en un pelotazo al área Jairo Suárez derribó a Luis Mena y el juez Oscar Alexis Gutiérrez decretó un penal que cobró muy bien Edwin Móvil.

Ahí se acabó el semestre para Equidad, que jugó su peor campeonato desde que fue colero en el primer semestre de 2007, justo en su debut en primera división. Este miércoles lo mostró con su pobre fútbol ofensivo, su incapacidad de generar opciones, la inexistencia de alternativas para descifrar el esquema rival...

Lo mejor de Equidad está en el medio, en la contención, pero tanto Dager Palacios como Dahwlin Leudo la quitan y no tienen compañía para pasar al ataque. ¿Javier Araújo? Parece que desde la final del semestre anterior se vino al piso cuando estaba en un gran momento.

Chicó, que también tiene serios problemas para definir (como lo mostró en la final de la Copa Postobón), fue el primero en generar una opción gracias a la media distancia, la especialidad de la casa. Al minuto 18 Rafael Navarro exigió a Bejarano, que protagonizó una señora atajada que incluso lo dejó maltrecho.

Bejarano tuvo una gran noche, por cierto. En el segundo tiempo, cuando Chicó atacó con pelotas cruzadas que explotaron la estática defensa local (en serio, ¿qué le pasó al siempre seguro Equidad?), el arquero de los albiverdes fue la gran figura jugando como líbero.

Claro, al 25 una salida suya casi termina en un gol de José Correa, pero de no ser por su salida el atacante boyacense habría tenido más espacio y tiempo para definir.

El juego iba a ser un 0-0 redondo como el de una boca bostezando, estaba cantado, pero llegó el penal cuando el reloj marcaba el minuto 92. Mala forma para despedirse del torneo la de Equidad, que sin embargo aún puede apelar a la heroica y pelear... aunque no se ve cómo.

 

Vea todos los detalles del juego en http://www.caracoltv.com/golcaracol/detallepartido?game=122082&cup=colombia