Enero 24, 2012

A pesar de amenazas de muerte, Boyacá Chicó no se moverá de Tunja

Este martes, en rueda de prensa realizada en Tunja, Pimentel desmintió que se hubiera reunido con dirigentes políticos del departamento del Meta para llevarse el equipo a Villavicencio, como indicaron algunas versiones de prensa.

Pimentel, además, expresó su preocupación por la falta de patrocinio para su equipo, ya que a tres días de que se inicie la Liga Postobón 2012, no ha podido conseguir los 2.800 millones de pesos que necesita para arrancar en el torneo y manifestó que el Gobernador de Boyacá, Juan Carlos Granados, no ha aceptado reunirse con él para hablar de una posible ayuda económica.

Para ahondar más en la crisis ‘ajedrezada', el máximo accionista dl equipo hizo una grave acusación. Dijo que tras el ascenso de Patriotas a la Primera A, algunos habitantes de Boyacá han demostrado su antipatía hacia el Chicó, llegando incluso a amenazarlo a él, al técnico Alberto Gamero y a algunos de sus jugadores con armas de fuego y blancas.

A la espera de que pueda solucionar en estos tres días la falta de patrocinio y con Tunja como sede, Boyacá Chicó prepara su debut en la Liga Postobón I ante Huila en Neiva.