Febrero 10, 2013

Cúcuta 2-0 Quindío: gol de Juan Camilo Angulo sacó del aprieto al ‘motilón’

Como un relojito bien calibrado marcha el Cúcuta Deportivo en la Liga Postobón. Después de sacar un punto como visitante ocho día atrás en Itagüí (0-0), este domingo, en el juego que cerró la segunda fecha del certamen, sumó nuevos tres puntos que lo acercan a abandonar de una vez por todas ese último lugar de la tabla del descenso que atormenta a cualquiera.

Sin embargo, y aunque todo terminó con fiesta en el estadio General Santander, el compromiso no le resultó del todo fácil a los ‘rojinegros' que debieron sufrir en el segundo tiempo para contener la arremetida de un herido Deportes Quindío, que durante su estreno en la Liga había caído como local 0-1 ante Pasto.

En la primera parte el Cúcuta se mostró muy superior a su rival, manejó los ritmos del partido y se acercó con peligro al arco de Julián Viáfara a través de la buena combinación entre Mateo Figoli, Henry Hernández y Rodrigo Soria. Este último tendría en sus pies la gran oportunidad de abrir el marcador, pero falló luego de tomar ‘mordida' la pelota y no poderle dar la dirección deseada.

Aunque el hasta ahí muy débil Quindío se había salvado de encajar un tanto, el castigo a la falta de propuesta ofensiva le llegaría al minuto 25 tras una serie de rebotes en el área que terminó con un remate cruzado de Figoli y el toque final a portería del goleador Henry Hernández.

A pesar de que la anotación en contra logró mover en algo las fibras del Quindío, la reacción de los de Armenia no se hizo notar sino hasta la segunda parte con el ingreso del uruguayo Gustavo Biscayzacú. El ex Deportivo Cali saltó al minuto 55 al gramado cucuteño , no como un ‘Grillo' sino como un ‘Toro de casta', dispuesto a dejar el alma por la igualdad del equipo que lo veía debutar.

Biscayzacú encontró en Aldair Murillo a un buen socio en ataque y juntos llevaron peligro sobre el arco de Luis Estacio, quien debió ensuciarse ahora sí el uniforme para evitar la igualdad.

La furia de los quindianos era tan fuerte que todo hacía presagiar que el compromiso no finalizaría con un solo gol. Sin embargo, el tener que arriesgar y dejar algunos espacios en su zona posterior le pasó factura al equipo dirigido por Eduardo Cruz, que al minuto 87 vio cómo Juan Camilo Angulo, en un intento por centrar, contó con tan buena fortuna que el balón tomó rumbo de arco y se metió junto al palo más lejano del sorprendido Viáfara.

La puntilla ya estaba clavada y Quindío ya no tenía mucho tiempo para reaccionar. Mientras en el General Santander los ‘motilones' celebraban el primer triunfo del año, los quindianos daban otra muestra de impotencia con la expulsión sobre el minuto 89 de su volante Eder Castañeda.

Cúcuta, sufriendo en la segunda etapa, consiguió una dulce victoria que le permitió llegar a cuatro puntos. Quindío, por su parte, se retiró del escenario nortesantandereano con la frustración de su segunda caída en línea.

En la tercera fecha Cúcuta expondrá su invicto de visitante ante Patriotas, y el necesitado Quindío recibirá al Huila.