Julio 24, 2013

Deportivo Pasto, o el arte de hacer grandes campañas con las uñas

Objetivo: el Pasto está para todo. Desde su regreso a primera, y a pesar de que le han desmontado la nómina que fue campeona en la B y finalista en la A, siempre ha estado presente en semifinales y esta vez no puede ser la excepción. El reto mayor, sin embargo, es avanzar lo más lejos posible en Copa Sudamericana (en la que debuta frente a Melgar de Arqeuipa) lo que sanearía sus maltrechas finanzas.

Refuerzos: Kevin Rendón (volante, Estudiantes La Plata), Julián Lalinde (delantero, de Santa Fe), Mauricio Gómez (volante, de Itagüí), Luis Murillo (lateral, de Once Caldas), Andrés Mosquera (delantero, de Bogotá FC).

Bajas: Anthony Tapia (volante, sin equipo), Arlinton Murillo (delantero, sin equipo), Mario Gómez (delantero, sin equipo), Óscar Ramos (arquero, sin equipo), Álvaro Barros (delantero, sin equipo) y Luis Becerra (volante, sin equipo).

El técnico: Flabio Torres ya se hizo un nombre en Colombia como un fabricante de equipos guerreros en los que no hay estrellas pero sí grandes jugadores. Fue campeón de la B y subcampeón de la A con este Pasto, y este semestre dirigirá al equipo en su primera aventura en Copa Sudamericana.

¿A qué juega? Pasto maneja las bandas a placer y siempre busca a un centro delantero que pivotee o remate. Es un equipo sólido atrás, que además se verá reforzado por el retorno de figuras que por lesión no pudieron actuar el semestre pasado como el arquero González o el ofensivo Zapata, aparte de la recuperación de un ala fundamental por derecha como Kevin Rendón. Estos dos últimos serán los encargados de abrir el campo para Lalinde, que llega a ocupar el puesto de 9, aunque en su lugar también puede estar el veloz Mina.

Once ideal: David González; Marlon Piedrahita, Camilo Pérez, Juan Carlos Mosquera, Luis Murillo; René Rosero, Fram Pacheco, Kevin Rendón, Juan Sebastián Villota, Víctor Zapata; Julián Lalinde.