Noviembre 23, 2015

Deportivo Cali: la eterna amenaza verde

 

Si hay algo que ofenda a Fabio es que a su Cali del alma le digan ‘Casi', mote despectivo que se burla del cuadro que más veces ha sido subcampeón en Colombia por la larga sequía de títulos entre 1974 y 1996. Fabio sabe, como sabe cualquiera que valore el fútbol, que si un equipo siempre está en la pelea de los títulos es porque algo tiene, y lo que el ‘Depor' tiene es fútbol. Por eso a él le gusta decirle "amenaza verde", porque el Cali es eterno, siempre está ahí y todos, siempre, le tienen respeto.

 

¿Y cómo no respetar al primer equipo colombiano que jugó una final de Libertadores, que ha sido nueve veces campeón, que tiene la mejor cantera del país y que, para rematar, es el único que de verdad funciona como un club?

 

Cali es grande, lo demás es loma, y estos son los cinco puntos que lo explican:

 


1. Títulos

 

9 veces campeón de liga: 1965, 1967, 1969, 1980, 1974, 1996, 1998, 2005-II y 2015-I. (Además, ha sido 13 veces subcampeón, récord para nuestro fútbol)

 

1 Copa Colombia: 2010 REVIVA EL TÍTULO AZUCARERO EN COPA

 

1 Superliga: 2014 VEA LAS MEJORES FOTOS DEL TÍTULO DE ESTE AÑO

 

Deportivo Cali entre los más recientes campeones del fútbol colombiano 

 


2. Hinchada

 

Al Deportivo Cali siempre se le ha vinculado con la clase alta del Valle del Cauca, por su función real como club deportivo, en el que hay que pagar una acción y los socios tienen voz y voto para tomar decisiones pero a la vez disfrutan de los privilegios físicos que posee una entidad realmente organizada. Eso, sin embargo, nunca ha impedido que los amantes del buen fútbol le vayan al Cali sin importar si son socios o no.

 

Vale la pena aclarar que la Asociación, el club, aparece oficialmente en 1959, antes el equipo funcionaba como los demás: dueños que ponían plata y listo. Lo interesante es que desde el arranque del fútbol profesional colombiano el Cali fue protagonista por sus poderosas nóminas (la de El Dorado marcó una era), pero sólo en los 60 se convirtió en un fenómeno nacional.

 

El temible equipo de ‘Pancho' Villegas que dio cátedra de fútbol en los 60 y que en los 70 mantuvo la tónica bajo la égida de Resquin, Popovic y otros, convirtió a la ‘amenaza verde' en un club representativo para los amantes del buen fútbol y pronto captó hinchas en las diferentes regiones del país en donde no había fútbol profesional.

 

Aún hoy el Cali tiene una fuerte raíz vallecaucana, pero no es difícil encontrar seguidores en otras regiones, y su impacto mediático le ha ayudado a mantenerse en boca de todos.

 


3. Presencia y reconocimiento internacional

 

Durante El Dorado el Deportivo Cali fue el gran rival de Millonarios, no sólo futbolísticamente sino en términos de espectáculo. Mientras los azules contrataban a sus figuras del Río de La Plata, los verdes se trajeron la tropa peruana de Vides Mosquera, Valeriano López y Guillermo Barbadillo. Esto lo hizo disfrutar de la vitrina internacional que por esos días tenían los clubes colombianos con grandes jugadores, lo que le permitió jugar amistosos internacionales de gran renombre.

 

Sin embargo, el Cali empezó a figurar en el continente con la Libertadores a finales de los 60, y su gran juego lo convirtió en un referente. Tanto así que incluso tuvo amistosos de lujo frente a Bayern Munich y Santos en 1971.

 

El Cali se ganó su prestigio internacional con la llegada de Bilardo, quien lo condujo en 1977 a una gran campaña en Libertadores, donde sólo Boca Juniors podría frenarlo en semifinales. Un año después, tras eliminar nada menos que a gigantes del continente como Peñarol, Cerro Porteño y Alianza Lima, jugaría su primera final de Copa, pero otra vez Boca fue su verdugo.

 

Semifinalista de nuevo en el 81, dejando para siempre la memorable victoria sobre River Plate en el Monumental con el golazo de Willington Ortiz, sólo el Flamengo de Zico le impidió llegar de nuevo a una final.

 

Ese buen juego del Cali, que se mantuvo en los 80 con Valderrama y Redín comandando el mejor medio campo de Colombia (y de paso, la base de la selección que regresó a un Mundial), volvería a brillar en el continente con la Libertadores de 1999, en la que los penales frente a Palmeiras le impidieron sumar la corona.

 

Cali se ganó su lugar continental, y es el cuarto mejor equipo colombiano en el continente según el ránking de la Conmebol.

 


4. Grandes jugadores

 

Siempre que se hable de la era ‘El Dorado' se habla del ‘Ballet azul' de Di Stéfano, Pedernera y Rossi, pero también del ‘Rodillo negro' de Mosquera, López y Barbadillo.

 

Con ellos comienza una saga de figuras que tendrá su mejor episodio entre los 60 y 70 con Jorge Ramírez Gallego, el señor del gol, Oscar López, Pedro Zape, Henry ‘Mosca' Caicedo, Mario Agudelo, Jairo Arboleda (para muchos el mejor futbolista colombiano en toda la historia), Miguel Loayza, Alberto ‘Tigre' Benítez, Juan Carlos Lallana, Iroldo Rodríguez, Rosendo Toledo, Mario Desiderio, Angel María Torres, Néstor Scotta, ‘Pecoso' Castro...

 

Carlos ‘El Pibe' Valderrama y Bernardo Redín comandan la lista de cracks de los 80, cuando también se tuvo a fieras extranjeras como Jorge Amado Nunes, Sergio Daniel Odine, Jorge Aravena Jorge Rayo o ‘El Gato' Fernández, Sergio ‘Checho' Angulo, Carlos ‘La Gambeta' Estrada, ‘Piripi' Osma o Carlos Mario Hoyos.

 

¿Cómo olvidar que desde Zape el Cali es la casa de los mejores arqueros colombianos incluyendo a Miguel Calero, Faryd Mondragón y Oscar Córdoba (quien terminaría siendo figura en el vecino de rojo)?

 

Pero la herencia del talento de Arboleda y los goles de ‘Gallegol' también tuvieron eco en el tiempo con Edison Mafla, Víctor Bonilla, Arley Betancourt, Mayer Candelo, Oscar Pareja, Niver Arboleda, Hamilton Rícard, Walter Escobar, ‘Chorrillano' Palacios, Elkin Murillo, Hugo Rodallega, Fredy Montero o Alvaro Domínguez.

 

Guerreros como Mario Yepes, Martín Zapata, ‘La pelusa' Pérez, Gerardo Bedoya, Andrés Estrada, Miguel Marrero, Alex Viveros, Darío Caballero, Abel Aguilar y ‘Carepa' Gaviria se han puesto la verdiblanca, una camiseta de grandes jugadores.

HOMENAJE A LA MEMORIA DE CAREPA GAVIRIA Y GIOVANNI CÓRDOBA

 


5. Impacto cultural

 

Su rivalidad con el América quedó para siempre en la historia gracias al Grupo Niche, pero tal vez si hablamos de la presencia musical del Cali es inevitable hablar de ‘Pachito E'ché' el porro de los 70's que acompañó la era dorada del club.

 

El fallecido Andrés Caicedo, tal vez el escritor contemporáneo más representativo del Valle del Cauca y todo un ícono nacional de lo que fueron los 70, fue hincha del Cali como no podía ser de otra forma para alguien de esa década. "Yo era un fanático del Deportivo Cali, y salía ronco de los partidos", escribió una vez, y los seguidores azucareros del presente siguen su huella.

 

Sin embargo, el impacto cultural del Cali ha estado atado a la imagen de sus jugadores legendarios desde Arboleda y ‘Gallegol', pasando por Faryd, Calero, Yepes y demás figuras que han salido de la cantera verdiblanca y llevaron sus colores a otras fronteras.

CUANDO MARIO YEPES DIJO QUE SOÑABA CON VOLVER AL CALI