Febrero 12, 2016

Unión Magdalena fue vetado del estadio de Ciénaga por incumplirle a la comunidad

Edgardo ‘Nene' Pérez, alcalde de Ciénaga publicó en su cuenta personal en Facebook una serie de incumplimientos por parte del Unión Magdalena, por lo que el equipo samario no será más bienvenido allí para jugar sus partidos de local. El ‘ciclón' regresará en Riohacha, donde jugó en 2014 y en Santa Marta se continúan "las obras" desde hace tres años. 

Específicamente, esto fue lo que publicó el ‘Nene' Pérez:

"El Unión en Ciénaga:

1. Nunca pagó arriendo por el estadio.
2. Nunca permitió que nuestros equipos, conformados por jóvenes de la categoría sub 17 que nos representan en el campeonato nacional de la DIFUTBOL, jugaran en la cancha del polideportivo sur. 
3. No permitía el ingreso de los estudiantes de los colegios públicos de Ciénaga, para quienes se construyó el escenario deportivo. 
4. Pagaba solo el 10% de impuestos sobre la taquilla, cuando el estatuto tributario de Ciénaga obliga que sea el 20%.
5. Nunca pagaron celaduría ni mantenimiento del estadio. 
6. No asumía los gastos logísticos extraordinarios de los partidos, aquellos relacionados con la seguridad y los organismos de socorro (bomberos, defensa civil y Cruz Roja). Esos pagos los efectuamos los cienagueros.
 

Dado esto, y para que el ‘Ciclón' pudiera seguir jugando en Ciénaga, le manifestamos a las directivas del equipo que el estadio de ahora en adelante iba a estar al servicio de la niñez y la Juventus cienaguera especialmente, y que, en retribución y por responsabilidad social empresarial, debían conformar y mantener una escuela de fútbol para los pelaos de los barrios cercanos al estadio.

El Unión dijo que sí, que ellos nos asesoraban en la planificación de la escuela, pero que los monitores de la escuela los pagaba el municipio y ellos se encargaban de gestionar (es decir, ellos no ponían nada) la implementación deportiva.

Soy aficionado al fútbol e hincha del Unión Magdalena, pero esta falta de compromiso con Ciénaga que, prácticamente le había regalado el estadio, evidencia una de las razones por la cual el Unión sigue en la B después de 10 años: el egoísmo.

Algunos dirán que el alcalde no quiere al Unión, yo diré, con pruebas abundantes, que el Unión no quiere a Ciénaga y en lo que a mí corresponde, seré más alcalde que hincha y siempre pondré de primero al pueblo que me eligió, a los niños y jóvenes de mi terruño, ante cualquier sentimiento particular".