Abril 20, 2016

Corinthians ratificó el primer lugar del grupo 8 de Libertadores al golear 6-0 a Cobresal

Con el boleto en el bolsillo y la punta asegurada salvo catástrofe, un Corinthians lanzado salió al gramado con hambre y un reto en mente: ganar por seis goles a los chilenos para superar el saldo del Atlético Mineiro y llegar así a octavos con todos los privilegios del tercer mejor equipo de la fase de grupos.

Pero para lograrlo había que ponerse pronto manos a la obra. Tanto que no se cumplía el primer minuto de juego cuando Romero casi estrena el marcador. Abierto el camino hacia el frágil arco chileno, el 'Timao' inició su bombardeo al área del Cobresal, y el gol apenas se resistió ocho minutos.

Fue entonces cuando Marlone estrenó su cuenta, y la del Corinthians, con un cabezazo que le confirmó a Cuerdo que le esperaba un partido infernal.

En una noche de fiesta antes del feriado nacional del jueves, el Corinthians quería dar espectáculo a los más de 41.000 hinchas que acudieron al estadio para ver un partido con poco en juego, y el show no había hecho más que empezar.

Antes del cuarto de hora, Romero llegó en carrera al área y, con dos hábiles recortes, dejó plantado a Rojas para anotar el 2-0.

Tras su ataque de orgullo de la semana pasada, donde sorprendió al sumar sus primeros puntos en esta Libertadores con su victoria ante el Cerro Porteño -y que casi le cuesta la eliminación a los paraguayos-, el Cobresal incluso se aventuró al área del 'Timao' con un testarazo de Maldonado, pero no era día para hazañas.

Mecidos por su superioridad, los brasileños levantaron entonces el pie, conscientes de que la goleada estaba por venir. Y no se equivocaban.

Corría el minuto 38 cuando Marlone marcó el golazo del partido, de los que se guardan para enseñar a los nietos. El centrocampista brasileño recibió un pase cruzado de Edilson desde la banda derecha, lo controló con el pecho y articuló una espectacular bolea que atravesó el área hasta las redes chilenas.

Antes del descanso, Guilherme Arana puso el cuarto y dejó el reto casi hecho.

Aunque nadie en el Corinthians quería quedarse sin su tanto y, tres minutos después de saltar al campo en la segunda parte, Elias se sacó de la chistera un taconazo a Romero, que le devolvió el balón en el área para que el internacional brasileño batiera de nuevo a Cuerdo.

El delantero paraguayo, sin embargo, quería el segundo en su cuenta y en el siguiente ataque cambio el rol de asistente por el de finalizador y puso el 6-0 desde el canto del área pequeña.

El Corinthians cierra así la segunda fase como líder del Grupo 8 gracias a sus 13 puntos, acompañado en la expedición hacia octavos por el Cerro Porteño, segundo con 10. Fuera de la competición se quedan el Santa Fe con ocho y el Cobresal con apenas tres.

 


Ficha Técnica:

Temas relacionados: