Septiembre 17, 2015

Emelec avanzó desde los penales a octavos y será rival de Santa Fe en Sudamericana

El encuentro jugado en el estadio montevideano Luis Franzini terminó 0-0 en el tiempo reglamentario, como en el partido de ida jugada en territorio ecuatoriano.

La noche estelar del portero Esteban Dreer, quien atajó un penalti a los 48 minutos y ya, en la definición extrema, contuvo el lanzamiento de Alejadro Reyes, con lo que hizo imposible la recuperación del equipo Pedrense.

Por Emelec anotaron Miller Bolaños, Fernando Gaibor y Jorge Guagua, en tanto que desperdició su turno Byron Mina.

Por el Juventud acertaron José Varela y Matías Mirabaje. Emiliano Romero lanzó el balón lejos de la puerta y Alejandro Reyes permitió el lucimiento de Dreer.

En la primera mitad del encuentro hubo poco fútbol y ninguno de los dos equipos logró hacerse con el control del balón.

La segunda parte arrancó con la lesión del centrocampista de Juventud Matías Duffard y en el minuto 48 el árbitro paraguayo Enrique Cáceres dio un penalti al equipo charrúa tras una falta de Gabriel Achilier sobre Gastón Puerari.

Maximiliano Lemos tomó la responsabilidad de lanzarlo, su remate fue al centro de la portería pero Dreer, nacido en argentina y nacionalizado ecuatoriano, logró hacerse con la pelota.

La oportunidad desperdiciada pudo haber dado el pasaporte del novato equipo uruguayo a la instancia de los dieciséis mejores de la Copa Sudamericana.

El encuentro resultó más intenso, a veces con oportunidades alternas en ambas porterías.


Ficha técnica: