Mayo 14, 2012

El expresidente de River Plate tiene que responder por US$4.5 millones que no aparecen

Según informó la entidad a través de un comunicado, la denuncia es por irregularidades en la construcción del Museo River, incluidos falta de facturación y sobreprecios.

En los últimos días, el presidente Passarella ratificó en un juzgado de Buenos Aires su denuncia, que se suma a otras anteriores derivadas de una auditoría que ordenó efectuar a la empresa KPMG ni bien asumió la presidencia del club argentino, en diciembre de 2009.

Los informes de la auditoría, precisó el club, revelaron una serie de irregularidades administrativas en los procedimientos de licitación, falta de facturación y de documentación, con una estimación de sobreprecios en las obras durante los períodos 2004-2005 y 2008-2009 que oscila entre el 61% y el 71%.

La institución informó que, como resultado de la mencionada auditoría, el año pasado fueron iniciadas acciones legales de carácter patrimonial contra Aguilar y el antiguo secretario Mario Israel por aproximadamente 4,5 millones de dólares.

Una de las demandas está vinculada con el traspaso del volante Fernando Belluschi al fútbol europeo y otra por el incumplimiento de un contrato que el River había firmado para jugar un amistoso contra el Boca Juniors en Bolivia.

También se ha hecho una presentación, añadió el club, por administración fraudulenta respecto a los traspasos de los jugadores Luis González, Maxi López, Augusto Fernández y Juan Pablo Carrizo, entre otros.