Mayo 9, 2014

Giovanni Simeone: "Mi padre está cambiando el fútbol"

"Hay mucha gente que quiere a mi papá. Demuestran el afecto que tienen dentro de la cancha cuando gritan el nombre de mi papá. A nosotros se nos pone la piel de gallina. A veces, lo cantamos nosotros también", continuó el hijo mayor del técnico argentino.

Para él, el actual Atlético tiene las "características y la personalidad" de su padre. "Él es así, no fuera de la cancha, pero dentro de la cancha él te matas, te comía los talones. Creo que el Atlético es un poco reflejado a lo que él piensa. Para nosotros es increíble lo que está haciendo".

Giovanni ve "todos los partidos" del Atlético "siempre de la misma forma" desde Argentina. "Mi mamá, mis dos hermanos y por ahí los amigos de mi hermanito lo vemos siempre en la cocina. Mi hermano luego se va al cuarto a verlo solo y como hay siempre retardo (de la imagen), mi hermano grita siempre antes el gol. Estamos siempre al tanto a ver si le escuchamos. Estamos más pendientes de Gianluca que si hace un gol Diego Costa", explicó.

El hijo mayor de Simeone juega actualmente en el River Plate. "La vida mía (de futbolista) fue muy difícil al principio, porque al tener un apellido bastante importante en el fútbol en general se me hacía muy difícil para poder entrar en los grupos. Trate de demostrar mi personalidad y que no sólo soy el apellido ni que estoy acá por eso, traté de demostrar jugando al fútbol", repasó.

Comenzó jugando de centrocampista, de "5". "Pero cuando mi viejo estaba allá un día me dijo vos anda delante, patea y haz goles. Me empezó a meter en la cabeza que tenía que jugar de '9', que mis cualidades eran dentro del área, que no me tenía que mover de allí, y que busque el cabezazo, que era lo que mejor tenía".

Entre sus ídolos, Giovanni señaló al brasileño "Ronaldo, Ruud Van Nistelrooy, que metía millones y millones de goles, y Radamel Falcao", del que destacó: "Siempre para mí es un gran jugador. Son todos jugadores del área que son goleadores".

Uno de los futbolistas seleccionados para ayudar a Argentina en la preparación para el Mundial de Brasil 2014. "Mi papá cuando estuvo en el de 2002 había ido de 'sparring' Mascherano. Me empezó a contar que Mascherano no había ido solamente para ayudar, sino también para enseñarle lo que es el mundo de la selección y vivir un Mundial desde dentro".

"La celeste y blanca la tenemos desde muy chico. Mi papá empezó a jugar desde muy chico, en la Sub-20, Sub-17... Después, a los 21 años, ya estuvo con la mayor. Para mi papá es su segunda casa; la selección argentina es algo como una familia para él", concluyó en una entrevista publicada este viernes.

Temas relacionados: