Noviembre 24, 2013

Jugadores mantienen protestas en jornada que da esperanza al Vasco da Gama

Los veintidós titulares de Vasco y Cruzeiro se sentaron durante 30 segundos en el césped y se cruzaron de brazos en reclamo de mejores condiciones de trabajo.

En otro partido de la penúltima jornada, los jugadores de Criciúma y Vitória, se pasaron la pelota de portería a portería sin moverse de sus posiciones al comienzo del juego. Este encuentro terminó 1-1.

A falta de dos jornadas para el fin del Campeonato Brasileño y sin nada por jugarse, el Cruzeiro, líder con 75 enteros, cedió ante un Vasco da Gama necesitado por sumar para salir de la zona de descenso en la que se encuentra con 41 unidades.

Las protestas de los jugadores, como ya ocurrió en pasadas jornadas, buscan que la Confederación Brasileña de Fútbol (CBF) tenga en cuenta las reivindicaciones del grupo 'Bom Senso F.C', que reclama sustanciales modificaciones al calendario para garantizar vacaciones a los jugadores.

Tras el empate, el Vitória frenó su carrera por conseguir una plaza en la Copa Libertadores, mientras que el Criciúma se mantuvo en el decimocuarto puesto de la clasificación, con 43 puntos.

El Curitiba, en la zona de descenso con 41 puntos, buscará este domingo su salvación frente al Internacional, que está cuatro puntos por encima de su rival y que podría verse en una posición complicada en caso de derrota.

El campeón del año pasado, Fluminense, en horas bajas con 42 puntos, luchará contra el Santos (48) por una victoria que le permita salir de la parte baja de la tabla, donde también se encuentra el Bahía, que se enfrentará al Portuguesa.

El Atlético Paranaense, con 48 puntos, chocará con el Naútico, condenado ya a la Serie B, mientras que el Sao Paulo recibirá al Botafogo. La jornada la completarán Ponte Preta-Gremio y Flamengo-Corinthians.