Diciembre 15, 2011

Juventus y Udinese tratarán de separarse en el Calcio

A pesar del empate en la fecha anterior, el Juventus llega con la moral por las nubes y en plena forma, pues podría haber ido peor ya que Francesco Totti falló un penalti, y así lo quiere demostrar ante el modesto Novara, penúltimo en la clasificación.

Incluso el técnico Antonio Conte, un poco obligado por las lesiones y un poco para dar descanso a sus hombres, prevé cambios en su once inicial y las novedades serán sobre todo en defensa con la vuelta de Giorgio Chiellini, Andrea Barzagli y Paolo De Ceglie.

Udinese y Lazio, que llegarán al encuentro después de jugar la Liga de Europa, será un choque importantísimo de cara a la clasificación, pues la victoria de los romanos auparía al Juve a la cabeza y les confirmaría como un enemigo a batir.

Lazio llega al encuentro tras propinar un 2-0 al Sporting de Lisboa con el que se clasificó a la siguiente fase de la Liga de Europa, pero para el encuentro contra los friulanos, el técnico Edi Reja decidió dar descanso a su hombre más importante: el alemán Miroslav Klose.

Mientras que Udinese y Lazio crean la espectación, el resultado no afectará al camino del Milán que recibe al Siena y quiere olvidar el empate 2-2 contra el Bolonia, que le apartó momentáneamente de la cabeza.

El equipo de Massimiliano Allegri recibe al Siena con un nuevo problema en la formación tras la baja por lesión del defensa colombiano Mario Yepes, que con probabilidad será sustituido por Daniele Bonera.

La larga lista de lesionados, Seedorf, Inzaghi, Antonini, Amelia, Nesta y Robinho, entre otros, sigue siendo el quebradero de cabeza del Milan que no consigue alcanzar la cabeza, y que por ello está intentando de todo para reforzarse y hacerse con el argentino Carlos Tevez.

Otro de los partidos que se presentan como más emocionantes de la jornada será el Nápoles-Roma, aunque los locales parecen haber perdido fuelle y los romanos continúan con sus altibajos.

El técnico de la Roma, el español Luis Enrique, había estado a punto de presentar su dimisión tras su derrota contra el Fiorentina, pero el empate contra el Juventus hizo calmar las aguas, por lo que el resultado en el estadio San Paolo podría ser decisivo.

La decimosexta jornada será una nueva prueba para Claudio Ranieri en su intento de sacar del bache al Inter, que, a pesar de haber dicho adiós a la victoria del campeonato, podría conformarse con un puesto en las competiciones europeas de las que aún está muy lejos.

La jornada se completará con Chievo-Cagliari, Fiorentina-Atalanta, Catania-Palermo, Génova-Bolonia y Parma-Lecce.

Temas relacionados: