Diciembre 4, 2014

Fiorentina con Juan Guillermo Cuadrado será juez de la Juve, líder de la Serie A

Los de Massimiliano Allegri continúan liderando el campeonato con 34 puntos pero seguidos muy de cerca por un Roma que quiere acortar distancias.

El Juventus se enfrentará al Fiorentina pero lo hará pensando inevitablemente en otra cita fundamental: el nueve de diciembre afrontan un importante partido de la fase de grupos de la Liga de Campeones contra el temido Atlético de Madrid.

Sea como fuere, el encuentro contra los florentinos puede suponer un peligro para el Juventus por dos razones. En primer lugar por el impulso que parecen hacer cogido los toscanos, después de un inicio de campeonato a la baja y que ha devenido en un juego equilibrado con el que el pasado domingo arrollaron al Cagliari por cuatro goles a cero.

En segundo lugar porque el Juventus atraviesa una situación de absoluta emergencia en su sistema defensivo, después de la descalificación del suizo Stefan Lichtsteiner y los parones por lesiones de Barzagli, Asamoah y el uruguayo Martín Cáceres.

De cara al partido de Liga de Campeones, Allegri podría además dar un respiro a jugadores como Marchisio, Pirlo, Llorente -que dejaría espacio a Morata- o el argentino Carlos Tévez, el máximo goleador del torneo y que podría ser reemplazado por Giovinco.

Por otro lado, el Roma se verá las caras con el Sassuolo, un equipo situado en la zona media de la tabla y que parece estar en racha, después de haberse llevado los dos últimos partidos ligueros, contra el Torino y el Verona.

A pesar de estar considerado como un partido "a priori" fácil para los romanos, su técnico Rudy García parece decidido a poner toda la carne en el asador y dedicarse en cuerpo y alma a la Serie A, obviando -por el momento- los compromisos europeos.

Y es que el Roma encara el próximo miércoles el encuentro contra el Manchester City, esencial para pasar a los octavos de final de la 'Champions'.

Pero el verdadero deseo de los romanos es alzarse con un Scudetto que ya se les escapó el año pasado.

Para ello, el próximo sábado el Roma saltará al terreno de juego y lo hará previsiblemente empleando al insaciable binomio Pjanic-Nainggolan, considerados la "mente" y el "brazo" del conjunto.

Por el momento, las únicas ausencias oficiales son las del griego Torosidis, el turco Uçan y el brasileño Leandro Castan, sometido recientemente a una operación de neurocirugía.

El Napoli de Duván Zapata, que se enfrentará al Empoli, seguirá defendiendo la tercera plaza de la clasificación que acechan equipos como el Génova, el Sampdoria o el Milan.

El Génova, en la cuarta posición y, de momento, con derecho a Liga Europa, se enfrentará a un Milán que presiona para acceder a la cabecera de la tabla.

El equipo de Pippo Inzhagi continúa sobreviviendo en la Serie A, después de haber quedado diezmado por las lesiones que afectan a jugadores importantes como Abate, Alex, De Sciglio y Muntari.

No obstante, todo parece apuntar a que regresará al calcio el central holandés Nigel De Jong, quien se ha perdido los dos últimos partidos contra el Inter y el Udinese por un problema en el femoral derecho.

Se espera que los defensas Cristian Zapata y Pablo Armero tengan algunos minutos, sobretodo Armero, quien volvió a jugar para el Milan luego de estar relgado en el banco de suplente por más de 10 fechas.

También se enfrentarán el Inter de Fredy Guarín contra el Udinese de Luis Fernando Muriel, quien continúa lesionado, prácticamente igualado a puntos, con 18 y 17 respectivamente, mientras que el Lazio, que amenaza con acceder en la vanguardia de la tabla, jugará ante un Parma colista.

Víctor Ibarbo comandará al Cagliari, que recibe al Chievo Verona, mientras que Carlos Carbonero estará presente en el duelo del Cesena en campo del Atalanta
Otros partidos de la decimocuarta jornada de fútbol italiano serán el Torino-Palermo y Verona-Sampdoria.

Temas relacionados: