Mayo 24, 2013

“Lo que más me dolió en mi carrera fue no jugar Champions”: Adolfo ‘Tren’ Valencia

A sus 45 años, el exdelantero de la selección Colombia; Santa Fe,
América y Medellín, en Colombia; Bayern Munich, de Alemania; Atlético de
Madrid, de España; Reggina, de Italia; PAOK, de Grecia; MetroStars, de
Estados Unidos; Zhejiang Lucheng, de China; y Unión Atlético Maracaibo,
de Venezuela, se dedica a enseñarles a los niños de su escuela de fútbol
en Bogotá, a hacer goles y educarse como personas.

Valencia, mundialista en Estados Unidos 1994 y Francia 1998, habló con
el Golcaracol.com sobre su exitoso paso en la temporada 1993-1994 por el
Bayern Munich de Alemania, equipo con el que marcó 15 goles.


¿Qué significa para usted haber jugado en el Bayern Munich?

Fue muy importante. Tengo los mejores recuerdos y un agradecimiento
inmenso porque fue el equipo que me hizo conocer por el mundo a través
de los bonitos goles que marqué en la Bundesliga alemana y ese gran
título que logré en la temporada 1993-1994. Además, me convertí en uno
de los primeros jugadores colombianos en quedar campeón en Europa.


¿Por qué es el Bayern uno de los clubes más importantes del mundo?

Por la seriedad con que lo manejan. La junta directiva que tiene es muy
seria y trata de no equivocarse en los fichajes que hace. Pagan muy
bien fichando jugadores importantes, pero así mismo el futbolista que
llega tiene que ir con la mentalidad de ser figura. Allá nadie se ahorra nada.


¿Se sintió bien tratado en el equipo?

Yo fui muy bien tratado. Los directivos me dieron la confianza y siempre
los pagos se hacían de forma puntual. Corrí también con la suerte que
había siete u ocho jugadores de la selección alemana, entre ellos el
gran ‘10' Lothar Matthäus, que demostraba siempre su liderazgo,
personalidad y toda la garra que tenía; además, estaba el lateral
derecho brasileño Jorginho, que era un jugadorazo, y éramos dirigidos
por Franz Beckenbauer. Sumando todas esas cosas, se logró el éxito.


¿Cuál es la principal diferencia entre el fútbol colombiano y el alemán?

La mentalidad. Ellos no dan balón por perdido, juegan al fútbol muy
serios, muy concentrados y eso es lo que nosotros estamos aprendiendo.
Colombia últimamente ha sido una potencia buena, pero a nosotros nos
estaba matando la mentalidad. Éramos, de pronto, muy conformistas. Ellos
no, ellos ganan y quieren más. Lo bueno de los muchachos que ahora
están en el exterior es que han cambiado la mentalidad y por eso su
éxito. Antes los jugadores se iban a Europa y a los seis meses o al año
ya se querían devolver; ahora no, estos muchachos quieren irse a Europa y
se quedan allá.


¿Qué recuerda de Franz Beckenbauer como entrenador?

Era una persona muy práctica, que tenía la experiencia de haber estado
en cinco mundiales, de los que ganó uno como futbolista y otro como
técnico. Además, lo logró todo con el Bayern. Siempre me apoyó y me
recalcaba que cuando no tuviera el balón, luchara y corriera como lo
hacían todos mis compañeros, pero que cuando lo tuviera en el área, que
hiciera todo como lo hacía en Santa Fe.


¿Cómo fue su proceso de adaptación al fútbol alemán?

A mí me costó bastante el primer mes porque estaba enseñado a jugar un
fútbol muy estático, siempre esperando a que el balón me llegara a los
pies. Después el éxito mío fue que comencé a jugar más sin balón y ahí
fue donde me adapté al sistema de ellos, que están acostumbrados a
correr sin balón. El fútbol alemán es de mucha sorpresa y contundencia.


¿Y cómo le fue con el idioma y el clima?

Cuando viajé a Europa no me preocupé por el idioma, porque sabía que para
aprenderlo se necesitaba tiempo y más el alemán. Muchos decían que cómo
era posible que yo llevara seis meses o un año en Alemania y todavía no
supiera el idioma, pero hay idiomas más difíciles que otros. Este no
era el italiano o el portugués, que son más parecidos al español. Con el
clima me fue bien porque yo ya llevaba viviendo seis años en Bogotá y
yo ya estaba acostumbrado al frío.


¿Cómo hacía para comunicarse con los demás miembros del equipo?

Yo aprendí a decir cosas esenciales, como por ejemplo "Kugel", para que
me dieran la bola y así... Cuando ellos me daban el balón yo lo que
hacía era devolvérselo bien para que me lo pasaran otra vez.


¿Con qué compañeros alcanzó a hacer amistad?

Con Jorginho, Lothar Matthäus, Mehmet Scholl, Christian Nerlinger y el mismo Franz Beckenbauer.


¿Por qué no jugó Champions con el Bayern?

Lo que más me dolió en mi carrera fue no jugar Champions. No pude porque
en el contrato que hicieron Santa Fe y Bayern hubo cosas que no fueron
buenas y de ahí mi salida del equipo.


¿Qué cosa no le gustó de su contrato?

Antes de ir al Bayern lo primero que le dije a la gente del Santa Fe era
que quería pagar muy poquito de impuestos. Ellos me dijeron que todo
estaba cuadrado, y cuando llevaba más o menos año y medio en Alemania,
me di cuenta que las cosas no las habían cuadrado así, entonces ahí ya
vinieron los inconvenientes. Yo tuve que devolver más o menos una suma
cercana a los trescientos mil dólares y no me gustó. Para mí esa fue
una falta de seriedad. Si a mí me hubieran dicho desde el principio,
pues listo; pero me dijeron una cosa aquí y otra allá. Después recibí
una llamada de los directivos de Atlético de Madrid y ahí me fui para
España.


¿Qué concepto tiene del actual Bayern, finalista de la Champions?

Veo un Bayern muy serio y concentrado en su objetivo; eso es lo que me
gusta. Yo siempre he sido hincha de los equipos serios. Este año ganaron
la Supercopa de Alemania, La Bundesliga y ahora lo que les queda es
ganar la Champions.


¿Qué tan diferente es este Bayern respecto al de 1993?

El sistema cambia y es normal, pero lo que no cambia es la mentalidad de
los directivos. Hay unos directivos con mentalidad ganadora; todos
ellos jugaron mundiales y fueron grandes. Lo que hacen los grandes
clubes es rodearse de excelentes exjugadores como lo fueron ellos y
arman una institución pesada. Los clubes de Europa por eso es que nos
llevan ventaja a nosotros, porque siempre tratan de rodearse de gente
que ha jugado al fútbol y conocen todo.


¿Cómo cree que será la final de Champions entre Bayern y Borussia Dortmund?

Fácil no va a ser, porque hay que ver que Borussia sacó a Real Madrid
con sus grandes figuras y un gran entrenador como Mourinho. Pero eso sí,
yo voy con el Bayern.


¿El hecho de que hayan pasado a la final dos equipos de Alemania,  implica que ese país tenga el mejor fútbol del mundo en este momento?

Yo creo que no porque Real Madrid y Barcelona tienen muchos más títulos,
pero sí creo que los dos alemanes supieron aprovechar las oportunidades.
Yo vi a un Bayern muy metido en la semifinal, muy concentrado y por eso
le marcó diferencia al Barcelona; pero tampoco podemos desmeritar el
fútbol tan bonito del Barça. Por un partido no se pueden sacar
conclusiones y desmeritar a los otros dos grandes equipos de España.


¿Ha vuelto a Múnich?

Hace seis meses estuve en Europa visitando al Bayern y me trataron muy
bien. Se acordaron de mí y me vine con el maletín lleno. Me dieron tres
camisetas, sudaderas, guayos, de todo. El Bayern es, con Santa Fe, el
club de mis amores. Yo me hice allá y estoy agradecido por todo lo que
me dieron. A las personas que me sirven, nunca las olvido.

Lea acá la segunda parte de la entrevista con ‘El Tren' hablando de Santa Fe, selección Colombia y Falcao García.

Temas relacionados: