Octubre 22, 2013

Marsella, a mantenerse "vivo" frente a un Napoli que desea reforzar opciones

El denominado "grupo de la muerte" está que arde: Arsenal (6 puntos), Borussia Dortmund y Napoli (3 ptos.), y Olympique Marsella (0). 

Pero las esperanzas del Marsella aún se mantienen. No sería la primera vez, según recuerda este lunes el deportivo "L'Équipe", que el equipo marsellés de Élie Baup se recupera de dos derrotas iniciales en la Liga de Campeones, como ya sucedió en la temporada 2010/2011, cuando tras caer ante el Spartak de Moscú (0-1) y el Chelsea (0-2), enderezó el rumbo ante el Zilina (1-0; 7-0).

"Mientras matemáticamente sea posible, hay que creer", afirmó el capitán marsellés, Steve Mandanda, que intenta vencer al pesimismo subrayando que deben convencerse de que son "capaces de ganar".

El centrocampista togolés Alaixys Romao parece tener la clave de la victoria. "Tendremos que ser eficaces, cosa que no pasó contra el Arsenal, o más constantes, más sólidos en defensa, algo que nos faltó contra el Dortmund (...). Podemos salir de esta espiral (de derrotas) a condición de ser fuertes", señala en el rotativo.

El Olympique, por tanto, llega con hambre de victoria, y con ganas de romper la mala racha engrosada también por sus derrotas consecutivas del campeonato nacional contra el París Saint Germain (PSG) y contra el Niza el pasado viernes (0-1); a la que se une, en medio, la europea de Dortmund, el 6 de octubre (1-2).

"Queremos frenar esta espiral negativa. Para eso, hace falta ser más agresivos en los duelos", añade Romao, aludiendo entre otros aspectos a la recuperación del balón.

En el Napoli algo ocurre. El equipo del técnico español Rafa Benítez no es el mismo que comenzó brillantemente la temporada y sobre todo se empieza a hablar del síndrome de Higuaín, ya que cuando no juega el delantero argentino el equipo no gana.

Por ello, un Napoli herido busca una victoria contra el Marsella que le ayude a sacudirse tanto de la última derrota en Liga de Campeones contra el Arsenal como el último varapalo en el campeonato contra el Roma.

Los medios italianos aseguran que Benítez está usando sus dotes de psicólogo para animar a sus jugadores y sacarles del bache.

En el último partido contra el líder del "calcio", el Roma, el técnico español decidió dejar al "Pipita" Higuaín en el banquillo para que se recuperase de sus molestias, pero contra el Marsella se le intentará recuperar de todas las maneras.

Benítez ha acostumbrado a los cambios y el once titular que tiene preparado contra los franceses será distinto al del Arsenal y también al último encuentro liguero, pero lo que es seguro es que en el Velodrome se intentará que jueguen Higuaín y el eslovaco Marek Hamsik.

El macedonio Goran Pandev aguardará su turno en el banquillo, sobre todo tras su actuación con el Roma, donde falló un par de ocasiones de manual; mientras que Benítez volverá a confiar en el joven napolitano Lorenzo Insigne.

Otros cambios serán por obligación ya que no podrá contar con Camilo Zuñiga, que será operado en la rodilla derecha, y tampoco con el uruguayo Miguel Ángel Britos, que sufre una luxación en el hombro.

No faltarán los tres españoles de la plantilla, a quienes Benítez no da ni un minuto de descanso: el portero Pepe Reina, el defensa Raúl Albiol y el extremo José María Callejón.


Alineaciones probables:


Olympique Marsella:
Mandanda, Fanni, Nkoulou, Diawara, Morel, Romao, Imbula, Payet, Valbuena, Ayew, Gignac.


Napoli: Reina:
 Maggio, Albiol, Fernández, Mesto; Behrami, Inler; Callejon, Hamsik, Insigne; Higuaín.


Árbitro:
Cüneyt Çakir (TUR).


Estadio:
Stade Vélodrome, Marsella.