Junio 2, 2015

Andrés Iniesta: "No se me pasa por la cabeza no jugar la final"

 

Al centrocampista manchego, que en la final de la Copa del Rey padeció una sobrecarga muscular, no se le "pasa por la cabeza" no estar a punto en Berlín, donde, según dijo, el equipo llega con "muy buenas sensaciones".

"Tuve unas molestias y nada más. No se me pasa por la cabeza no estar el sábado. De aquí al sábado todo irá bien y espero estar a disposición de jugar y de ayudar a ganar esta Liga de Campeones que todos queremos ganar", explicó.

Iniesta fue uno de los protagonistas en la jornada de puertas abiertas que el Barcelona ha organizado antes de la final ante el Juventus de Turín.

El volante azulgrana cree que la "temporada está siendo buenísima" y califica que sería "excelente" si levantan la quinta Copa de Europa de la historia de la entidad.

"El hecho de que nos den el papel de favoritos no es importante. Enfrente tendremos un equipo muy duro, que tiene mucho talento y es una final de la Liga de Campeones. Será muy complicado superarlo. Si estamos como queremos estar las opciones serán mayores. Pero dentro del vestuario no nos vemos cómo favoritos", opinó.

Iniesta agradeció los elogios que el técnico de la 'vecchia signora', Massimiliano Allegri, envió a los jugadores que completan la medular azulgrana, si bien subrayó que "lo importante es poder hacer nuestro trabajo y estar en nuestra máxima expresión".

Preguntado por el juego de Andrea Pirlo, Iniesta considera que "es una referencia mundial" y que verlo jugar es "sinónimo de buen juego", por lo que el Barcelona deberá evitar que "no juegue cómodo" porque "descoloca" a los contrarios.

Sin embargo, tiene claro que su compañero Xavi Hernandez, que el sábado jugará su último partido de azulgrana, ha tenido más incidencia en el fútbol mundial. "El número uno es Xavi. He tenido la suerte de tenerlo como amigo y compañero y ha sido un privilegio", precisó.

En este sentido, Iniesta reconoció que el hecho de que el centrocampista de Terrassa juegue su último partido en Berlín es una motivación añadida para levantar el triplete.