Abril 5, 2016

Bayern Munich no pudo pasar del 1-0 tempranero sobre Benfica

 

En la primera acción de ataque del conjunto ‘bávaro', 109 segundos después de que el balón echara a rodar, el español Juan Bernat puso un centro medido desde la banda izquierda que el volante chileno cruzó lejos del alcance del meta visitante.
A pesar del gol prematuro, el Benfica demostró tener una "de las mejores defensas de Europa", como había señalado la víspera el técnico local Pep Guardiola.

 

Aparte de la derrota, la noticia negativa para el equipo portugués es la amarilla recibida por su goleador, el brasileño Jonas Gonçalves, que se perderá por sanción el choque en el estadio Da Luz.

 

El Bayer puede considerarse afortunado de que el árbitro no decretase penal cuando el capitán Philipp Lahm tocó el balón con el brazo dentro del área cortando un centro del argentino Nico Gaitán.

 

Al igual que el sábado en la Bundesliga el Bayern tuvo que contentarse con una victoria por la mínima. Y como ante el Eintracht, ni Lewandowki ni Thomas Müller hicieron honor a su contrastada capacidad goleadora.

 

"Faltó ese segundo gol. Pero podemos cuando menos estar satisfechos porque no hemos encajado ningún gol. Es lo más importante", comentó el portero Manuel Neuer al micrófono de Sky, quien también hizo alusión a la solidez de la defensa lisboeta.

 

- Vidal omnipresente -

 

El internacional chileno Arturo Vidal fue el hombre más destacado del cuadro local, participando en la mayoría de acciones decisivas del partido.

 

Además de su gol, el primero que anota en esta edición de la Liga de Campeones, suya fue la mejor ocasión local con un remate de cabeza picado (35) que se marchó escasos centímetros por encima del larguero.

 

El exjugador de la Juventus abarcó una gran parcela del campo, ocupando una demarcación retrasada, justo por delante de los centrales, pero subiendo con asiduidad a la zona de ataque.

 

En defensa salvó una ocasión visitante al tapar un disparo del argentino Gaitán antes del descanso.

 

Los últimos minutos demostraron que ambos equipos dieron por bueno el resultado, que permite al Benfica mantener viva la eliminatoria antes de la vuelta en Lisboa, lo que no logró el año pasado el Oporto en esta misma ronda de la competición cuando cayó 6-1 en el Allianz Arena.

 

El exiguo resultado final no resta favoritismo a un Bayern de Múnich, que en caso de anotar un gol en Lisboa obligará a los lusos a marcar al menos tres goles para pasar a semifinales, una ronda para la que el cuadro ‘bávaro' se ha clasificado en las cuatro últimas ediciones de la Champions.

Ficha técnica: