Junio 16, 2013

Nigeria enfrenta a Tahití con la ilusión de una victoria en Copa Confederaciones

Los campeones africanos llegaron a Brasil en la madrugada de este domingo, con dos días de atraso y en la víspera de su estreno en la competición, debido a que algunos jugadores se negaron a embarcar el jueves en protesta por la decisión de la confederación nigeriana de reducir los premios prometidos para la Copa Confederaciones.

Con visible cansancio al arribar a Belo Horizonte, los nigerianos se negaron a comentar sobre la crisis interna y dijeron estar listos para su debut en el Grupo B, que completan España y Uruguay.

Además de la crisis y el cansancio, los africanos luchan por evitar una sorpresa de la teóricamente selección más débil del grupo, ya que los campeones de Oceanía tan sólo cuentan en sus filas con un jugador profesional, el atacante Mahama Vahirua, del Panthakikos griego.

Belo Horizonte fue una de las sedes, hace 63 años, del Mundial de 1950, y allí se registró una de las sorpresas en la historia del fútbol internacional: la victoria de la entonces cenicienta, Estados Unidos, sobre la poderosa Inglaterra.

"Es un partido que sabemos que tenemos que vencer y para esto tenemos que concentrarnos. No podemos darle posibilidades al azar. En este tipo de torneo ya se han registrado algunas sorpresas en el pasado y no queremos ser las víctimas de turno", aseguró el defensor nigeriano Efe Ambrose.

Nigeria, además, está obligada a golear a Tahití, sobre el que tiene una diferencia de 107 posiciones en la clasificación de la FIFA, debido a que, con españoles y uruguayos como rivales del grupo, la clasificación puede decidirse por el saldo de goles.

Las dos selecciones se desconocen, ya que tan sólo se midieron en la categoría sub'20 en el Mundial de Egipto 2009, cuando los nigerianos se impusieron por 5-0.

Las Águilas Verdes, que lideran su grupo en las eliminatorias mundialistas, intentarán mantener su buen desempeño en Copa Confederaciones, torneo que disputaron en 1999, cuando llegaron hasta semifinales y perdieron ante México el tercer lugar en una tanda de penaltis.

Otros problemas que podrá enfrentar Nigeria es la falta de sintonía entre los internacionales del equipo y los jóvenes que fueron convocados como refuerzos.
Entre los renombrados ausentes destacan el extremo Víctor Moses, uno de las figuras en la conquista del título africano.

El seleccionador de Nigeria, Stephen Keshi, tampoco podrá contar por lesión con el delantero Uche ni con los ya consagrados Musa y Emenike.

Los tahitianos, por su parte, se entrenan en Brasil desde hace cerca de diez días y se han ganado la simpatía del público local.

El propio seleccionador, Eddy Etaeta, reconoce que la meta del grupo es evitar goleadas y por eso viene entrenando con un equipo totalmente concentrado en la zaga, con cuatro defensas en línea, cinco centrocampistas y sólo un delantero.

Esa estrategia no impidió que Tahití fuera goleado por 7-0 por la selección sub'20 de Chile en su último amistoso antes de llegar a Brasil.

Ficha técnica:

Tahití: Mikael Roche; Teheivarii Ludivion, Nicolas Vallar, Tamatoa Wagemann, Jonathan Teahu; Yannick Vero, Vincent Simon, Lorenzo Tehau, Stanley Atani, Steevy Chong Hues; y Marama Vahiura. Seleccionador: Eddy Etaeta.

Nigeria: Vincent Enyeama; Efe Ambrose, Kenneth Omeruo, Godfrey Oboabona, Uwa Echiejile; Obi Mikel, Sunday Mba, Ogenyi Onazi; Brown Ideye, Nnamdi Oduamadi y Anthony Ujah. Seleccionador: Stephen Keshi.

Árbitro: el salvadoreño Joel Aguilar, auxiliado en las bandas por sus compatriotas William Torres y Juan Zumba.

Estadio: Mineirao, de la ciudad de Belo Horizonte.