Mayo 29, 2016

3-1: Eslovaquia sorprendió a Alemania en Augsburgo

Alemania se adelantó por medio de Mario Gómez de penal (13') pero Eslovaquia le dio pronto la vuelta al marcador, con tantos de Marek Hamsik (41'), Michal Duris (44') y Juraj Kucka (52').

El contexto de este encuentro estuvo marcado por los ataques de la derecha populista alemana contra el defensa de color Jérome Boateng, después de que un dirigente del partido AFD declararó que era "apreciado como futbolista" pero que la gente no lo quería "como vecino".

Oliver Bierhoff, director deportivo del equipo, afirmó a la cadena pública ZDF que "el tema no había sido abordado en el seno del equipo" y que el jugador estaba "concentrado", "distendido", pero que había "algo feo en esas declaraciones".

Pancartas en el estadio WWK Arena de Augsburgo expresaban su solidaridad con el jugador, muy aplaudido en su sustitución (64') cuando llevaba el brazalete de capitán tras la salida de Sami Khedira.

"Jerome, múdate al lado de nuestra casa", se podía leer en una de ellas.

Joachim Löw dio confianza a los jóvenes en este partido, poniendo como titulares a dos recién llegados, Bernd Leno (Bayer Leverkusen) en la portería y Joshua Kimmich (Bayern Múnich), además de Sebastian Rudy (Hoffenheim), Jonas Hektor (Colonia) ou Leroy Sané (Schalke).

Temas relacionados: