Agosto 14, 2012

Corea del Sur defiende a sus futbolistas tras celebración por el bronce olímpico

Park mostró una proclama política en referencia a unas islas que se disputan ambos países a la conclusión del partido del pasado viernes, el cartel exhibía la bandera de su país y la proclama "Dokdo es nuestro territorio", en referencia al disputado archipiélago.

El gestó intensificó aún más la tensión entre los dos países después de que ese mismo día el presidente surcoreano, Lee Myung-Bak, visitara los islotes, conocidos como Takeshima en Japón.

El presidente de la Federación de fútbol surcoreana, Cho Chung-yun, envió un correo electrónico a la Federación nipona en el que justificó a Park y detalló que su acción se debió a "la emoción del momento" y, ni tuvo intenciones políticas, ni "fue premeditada", informó la agencia local Yonhap.

Tras el encuentro, que venció Corea del Sur por 2-0, el Comité Olímpico Internacional (COI) impidió a Park participar en la ceremonia de entrega de la medalla de bronce, ya que no permite las que los atletas hagan manifestaciones políticas, al tiempo que instó a la FIFA a estudiar sanciones disciplinarias sobre el jugador.

La visita de Lee a los islotes del viernes provocó la airada reacción de Japón, que el sábado anunció que estudia llevar la disputa que mantiene con Corea del Sur a la Corte Internacional de Justicia.

Lee llegó en helicóptero al archipiélago, situado en el Mar de Japón (Mar del Este), y se convirtió en el primer presidente surcoreano que visita estas islas, en un acto que el primer ministro nipón, Yoshihiko Noda, calificó de "extremadamente deplorable".

La visita se considera un acto con el que Corea del Sur busca reafirmar su reclamada soberanía sobre los islotes, de terreno volcánico y completamente deshabitados con la única excepción de un destacamento policial surcoreano presente desde 1954.