Octubre 25, 2011

Zidane sigue su lucha contra la pobreza en Malí

Zidane visitó, en el pueblo de Koursalé, sesenta kilómetros al suroeste de la capital, Bamako, a un grupo de mujeres que trabajan con una máquina multiusos que abastece al pueblo con una energía suficiente para moler cereales, procesar arroz y recargar baterías.

"He podido observar de primera mano como estas máquinas tan simples pueden hacer la vida diaria de las mujeres más sencilla y generar, al mismo tiempo, un desarrollo social y económico que beneficie a cada uno en la comunidad", dijo Zidane.

"Sería fantástico que cada pueblo en Malí tuviera una de estas máquinas", declaró el exjugador francés. Actualmente, alrededor de mil pueblos en el país africano cuentan con esta tecnología, lo que hace que el número de mujeres dedicadas a las tareas del hogar se vea reducido.

Este programa ha llegado hasta la fecha a un millón y medio de personas en Mali y, hoy en día, unos tres millones en el África Occidental cuentan con un mejor acceso a energía gracias a estas máquinas, algunas de las cuales funcionan con biocombustibles como el aceite de Jatropha.

En Bamako Zidane participó también en un evento deportivo con más de tres mil jóvenes para promocionar los Objetivos de Desarrollo del Milenio de la ONU, ocho objetivos de desarrollo humano acordados para erradicar la pobreza antes del año 2015.

El exinternacional francés se reunió también con el presidente malí, Amadou Toumani Touré, quien elogió la dedicación de Zidane en la lucha contra la pobreza.

Temas relacionados: