Julio 19, 2012

El TAS apeló la suspensión a Mohamed Bin Hammam

El TAS, en un fallo emitido por mayoría de 2-1, considera que no se puede probar sin género de dudas que Bin Hammam sobornó a los miembros de la Unión Caribeña de Fútbol para garantizarse su voto en la elección a presidente de la FIFA de junio de 2011, en la que era el único rival de Joseph Blatter.

"Es más probable que improbable que Bin Hammam fuera la fuente del dinero (repartido a los delegados)", dice el TAS, que subraya que "de ninguna manera" hace "una afirmación de inocencia" sobre el catarí.

"Lo único que hace el panel (de jueces) es concluir que las pruebas son insuficientes", añadió el fallo.

El panel estaba presidido por el español José María Alonso, acompañado por los británicos Philippe Sands y Romano Subiotto.

La FIFA inició la investigación sobre el comportamiento de Bin Hammam en la campaña electoral a la presidencia tras una denuncia del secretario general de la CONCACAF, el estadounidense Chuck Blazer, quien le implicaba junto al presidente de la CONCACAF, el trinitense Jack A. Warner, en la posible compra de votos a su favor a cambio de 40.000 dólares.

Tras imponerle una sanción provisional que le impidió presentarse a las elecciones a presidente, la FIFA le suspendió en agosto de 2011 de manera vitalicia por violación del código ético del organismo. En septiembre el comité de apelación de la FIFA confirmó la sanción y en noviembre de ese año Bin Hammam apeló al TAS.

La FIFA expresó este jueves su "preocupación" por el fallo de tribunal de arbitraje y recordó que el catarí tiene nuevas investigaciones abiertas en la Confederación Asiática "por irregularidades".

Temas relacionados: