Octubre 14, 2013

Evo Morales admite que intercedió por hinchas brasileños ante el Fiscal General

El gobernante se refirió al tema en una rueda de prensa en La Paz, en la que periodistas le consultaron sobre los principales problemas de la Justicia boliviana. 

"Escuché comentarios por ahí que la Justicia está sometida al Poder Ejecutivo. Quiero decirles con mucha sinceridad, por el tema Corinthians me comuniqué con el Fiscal General, (fue) la única vez porque este tema nos estaba trayendo conflictos diplomáticos y bilaterales", admitió el mandatario.

El joven boliviano Kevin Beltrán, de 14 años, murió el pasado 20 de febrero, durante un partido en Oruro entre el San José y el Corinthians por la Copa Libertadores, al impactar en su rostro una bengala lanzada desde la tribuna ocupada por la barra del equipo brasileño.

La Policía boliviana detuvo entonces a doce hinchas del Corinthians, quienes permanecieron detenidos entre febrero y agosto de este año en el penal de San Pedro de Oruro.

En principio, dos de ellos estuvieron acusados por la Fiscalía de homicidio y otros diez por complicidad, pero finalmente todos fueron liberados entre junio y agosto pasado.

Desde que fueron detenidos, los doce hinchas del Corinthians aseguraron su inocencia, más aún después de que un joven brasileño de 17 años declaró a la Justicia de su país que estuvo en el partido y fue el autor del lanzamiento de la bengala en el estadio.

Durante este tiempo, el Gobierno y el Parlamento de Brasil pidieron con insistencia, con visitas a Bolivia, que la Justicia boliviana acelere las investigaciones para aclarar el caso.

Morales explicó este lunes que pidió al fiscal Guerrero "que se haga justicia de verdad" porque, a su juicio, de todos los detenidos, "uno puede ser responsable", pero no los doce.

Insistió en que aquella fue la "única vez" que habló con el fiscal, por tratarse de "un tema bilateral".