Abril 22, 2014

José Mourinho: “En Stamford Bridge jugaremos el partido de toda una vida"

Tras el empate de su equipo (0-0) ante el Atlético en la ida de las semifinales de la Liga de Campeones, José Mourinho, técnico del Chelsea, declaró, "El resultado de la ida deja la resolución para la vuelta. Hemos tenido problemas, hemos perdido cuatro jugadores, dos lesionados y dos por tarjetas, pero lucharemos en la vuelta. Si antes de esta eliminatoria habíamos dicho que ésta era la de toda una vida, ahora jugaremos el partido de toda una vida en Stamford Bridge".

Mourinho, que acudió a la sala de prensa del Vicente Calderón con gesto serio, añadió que el Chelsea "empezó a crear un equipo con mucha personalidad y coraje desde hace años" y que éste es un legado que aún perdura, por lo que confía en resolver la eliminatoria en el partido de vuelta, a pesar de las dificultades.

"Todo el equipo ha hecho un gran trabajo. Es difícil hablar de uno solo. Estoy muy contento con todos los jugadores. Ha sido muy bueno obtener este resultado porque el Atlético es un equipo que presenta grandes dificultades".

‘The special one' refirió que "ningún entrenador afronta un partido con la idea de empatar a cero, pero luego el partido va en una dirección y en un determinado momento uno ve que es mejor que no te marquen e intentar marcar en alguna ocasión. Pudimos hacerlo y hubiésemos llevado un resultado fantástico, pero no pudo ser y ahora la resolución será en Stamford Bridge. Intentaremos todo a pesar de las bajas que tenemos".

El portugués fue rotundo al señalar que la prioridad para su equipo es la Liga de Campeones, por encima de la Premier League y que, si de él dependiese, jugaría el partido de liga del próximo domingo contra el Liverpool en Anfield con los que no jugarán el miércoles contra el Atlético.

"Yo tengo claro lo que haría, pero no puedo decidir solo. Hay que escuchar al club. Somos el único representante inglés en competiciones europeas y jugaría contra el Liverpool con aquellos jugadores con los que no voy a jugar el miércoles, pero soy el entrenador y trabajo para el club. Debo escuchar la decisión del club", explicó Mourinho.

El técnico del Chelsea también se quejó de tener que jugar el partido de liga el próximo domingo, cuando, en su opinión, debería haberse adelantado para tener más días para preparar la vuelta contra el Atlético.

Por último, el entrenador portugués declaró que siente la destitución de David Moyes, técnico del Manchester United. "Estoy decepcionado, pero no sólo por él, sino por todos los técnicos que pierden sus puestos de trabajo, aunque no comento nada sobre la decisión", expresó y aseguró que no va a adelantar si el partido de vuelta lo va a afrontar con el mismo planteamiento que el de ida o si su equipo será más ofensivo.