Febrero 10, 2016

Hope Solo no iría a los Olímpicos de Río 2016 debido al virus del Zika

Solo, de 34 años, aseguró que no quiere someterse a un posible contagio de la enfermedad producida por la picadura del mosquito Aedes aegypti, la cual puede perjudicar a madres gestantes.

En una entrevista con la revista Sport Illustrated, la arquera estadounidense se mostró preocupada por el virus que se está produciendo en varios países Sudamericanos y que tiene e alerta a la Organización Mundial de la Salud y al gobierno brasileño.

La jugadora no quiere arriesgarse a contraer el virus durante las justas deportivas y que en un futuro sus hijos puedan tener problemas físicos. La microcefalia en bebés se ha relacionado a la picadura del mosquito transmisor de enfermedades como el Zika, dengue y Chikungunya.

"Hoy por hoy no iría a los Juegos porque no quiero afrontar el riesgo de tener un hijo enfermo", afirmó la futbolista y agregó "aceptamos esta elección particular en cuanto mujeres, pero no acepto ser forzada a tomar la decisión de competir por mi país y sacrificar la salud de un bebé, o estar en casa y renunciar a mis sueños y objetivos como atleta".

La arquera estadounidense está casada con el exjugador de fútbol americano Jerramy Stevens y aunque aún no tiene hijos, es claro que Solo no se quiere arriesgar en la salud de sus bebés.