Marzo 3, 2016

Alemania espera primeras respuestas sobre el caso del Mundial 2006

El informe fue publicado por la investigación interna del gabinete de abogados Freshfields, especializado en derecho empresarial, a cargo de la Federación Alemana de Fútbol (DFB). Debe aportar elementos que ayuden a esclarecer la cuestión clave: ¿la sede de ese Mundial, recordando como un "cuento de hadas" en Alemania", se compró gracias a un pago sospechoso de 6,7 millones de euros?.

Las conclusiones de la investigación serán presentadas primero a los 45 miembros del Comité de la DFB en Fráncfort, antes de una conferencia de prensa y la publicación en internet del informe.

"Primero vamos a conocer el resultado y luego a evaluar la situación. Después hablaremos de las consecuencias a corto, medio y largo plazo", declaró Rainer Koch, uno de los vicepresidentes interinos de la DFB.

"Nuestra posición siempre ha sido la de que queremos resolver esto", añadió.

El semanario Der Spiegel dio la voz de alarma a finales de octubre, indicando que Alemania habría utilizado un fondo secreto de 6,7 millones de euros para comprar votos y obtener así la organización del Mundial 2006.

Ese fondo habría sido alimentado por el expatrón de Adidas, el ahora fallecido Robert-Louis Dreyfus, en el año 2000. Alemania se impuso a Sudáfrica por un corto margen de 12 votos a 11.

La DFB reconoció el pago de esa suma a la FIFA, pero aseguró que se trataba de un pago destinado a conseguir una subvención para la organización del Mundial y no de una compra de votos. Esa versión fue desmentida por la Federación Internacional.

El escándalo obligó a Wolfgang Niersbach a dimitir como presidente de la DFB y salpicó al icono del fútbol Franz Beckenbauer, que era presidente del comité de candidatura y que luego fue presidente del comité de organización.

Beckenbauer reconoció "un error" pero insistió en que no hubo compra de votos.

Temas relacionados: