Septiembre 25, 2016

Portugal venció 3-2 a Azerbaiyán y se verá las caras con Argentina en semifinales

Portugal derrotó este domingo a Azerbaiyán por 3-2 y se clasificó a semifinales del Mundial de Fútsal de Colombia-2016, en un partido con dramático final y otra gran actuación de la estrella Ricardinho.

El combinado luso, que se enfrentará a Argentina en la próxima ronda, desplegó su juego frenético, pero se topó con un conjunto euroasiático que no le puso las cosas fáciles.

A los 7 minutos, Djo culminó una jugada de equipo con un disparo desde la banda derecha que superó por dentro al portero azerí, pero cinco minutos después Bolinha igualó al aprovechar un zurdazo cruzado que quedó suelto en el área.

En el 17, Matos recibió un balón de córner y cabeceó el balón al fondo de las mallas, un gol poco habitual en esta disciplina deportiva.

En la segunda mitad, el juego inició muy desordenado por parte de ambos equipos, con pocas ocasiones de gol y errores no forzados.

Y en el 27 apareció para Portugal el toque de Ricardinho, considerado uno de los mejores jugadores del mundo, que recogió un disparo que venía del centro del campo y se sacó un golpe de taco que sorprendió al portero azerí.

Cuando parecía estaban sentenciados, los euroasiáticos se volvieron a meter en el partido en el 34 con un gol de Eduardo, que superó con la zurda por debajo de las piernas al portero luso, Bebe.

Justamente él fue el héroe de los últimos minutos, agónicos, con un conjunto luso cerrado para defender la diferencia mínima y los azeríes asediando para conseguir el empate.

El portero luso salvó en varias ocasiones a su equipo del empate, al atajar sobre todo disparos con mucha intención desde fuera del área.

Temas relacionados: