Noviembre 20, 2014

Presidente del Barcelona manifestó que no hay ningún problema con Messi

De esta manera el presidente azulgrana salió al paso de unas declaraciones realizadas por Messi en las que señalaba que, si bien le gustaría terminar su carrera como azulgrana, "a veces no se dan las cosas como uno quiere".

En unas declaraciones a '8TV', Bartomeu admitió que hace un par de días habló con Jorge Messi, padre del jugador, y de la conversación extrae que el problema podría radicar en la presión externa que soporta el futbolista.

"Es el mejor del mundo y está feliz aquí. Aguanta mucha presión, muchas veces como por (la investigación) de la Agencia Tributaria. Se habla más de sus vómitos que de sus récords, le quieren ganar fuera del campo. En el campo es el número uno", dijo.

Pese a reconocer que no detecta "ningún problema" con el central Gerard Piqué, más allá de que no juega con frecuencia, Bartomeu admitió que el club habló con el defensa para tratar sobre una serie de cuestiones extradeportivas protagonizadas por el jugador, como una discusión con la Guardia Urbana por un asunto de tráfico o por utilizar el móvil en el banquillo durante un partido de la Supercopa de Cataluña.

"Él sabe qué pensamos. Hechos así, no se tienen que producir. Espero que no vuelvan a pasar más, porque los jugadores tienen que estar concentrados en su trabajo", dijo.

El presidente azulgrana reiteró su plena confianza en el técnico Luis Enrique Martínez y recordó que "todo proyecto necesita tiempo" para que cuaje. "Espero muchísimo de Luis y del equipo, confiamos mucho en el Luis", insistió.

También admitió que conoce las críticas externas existentes sobre la labor del secretario técnico, Andoni Zubizarreta. "Su trabajo es el más complicado", indicó Bartomeu, quien considera que "ya habrá tiempo en mayo" para valorar el trabajo de Zubizarreta.

En clave electoral, Bartomeu no muestra preocupación por el anuncio de que Joan Laporta pueda presentarse a las próximas elecciones a la presidencia y no quiso responder a ninguno de los ataques lanzados por el expresidente.

"No me gustan los ataques personales o las descalificaciones. Mis formas son más tranquilas", recordó Bartomeu, quien también justificó que el club haya decidido no retirar el nombre de Josep Lluis Núñez al Museo del club.

"Una cosa es el señor Núñez empresario y otra presidente del club. Núñez fichó a Cruyff, levantó la Masia y el Miniestadi. Es justo decir que hizo cosas buenas. Preferimos quedarnos con esto último", agregó.