Abril 7, 2015

Luis Enrique Martínez calificó de "utopía" jugar bien las 38 jornadas

El preparador ‘azulgrana' cree que los altibajos en el juego de su equipo "forman parte del proceso de toda una temporada" y restó importancia al hecho de que el Barça no esté siendo tan brillante como a principios de año. 

Jugadores como Neymar da Silva o Andrés Iniesta bajaron su rendimiento en las últimas semanas, pero a Luis Enrique parece no preocuparle.

De Neymar destacó que es "un jugador 'top', fuera de serie", y se mostró convencido de que "volverán sus goles y sus jugadas espectaculares". Y de Iniesta dijo estar "más que contento con lo que aporta" y que siempre es "un placer" disfrutar de él.

Además, aseguró que sus hombres llegan "en un nivel físico óptimo" a esta recta final de temporada y que el vestuario está más unido que nunca. "No hay nadie que vaya más a una que nosotros", subrayó.

El preparador asturiano también valoró el hecho de que haya mantenido la portería a cero en quince partidos: "Es un dato que no solo habla bien de la defensa, sino de todo el equipo".

En cualquier caso, el Barcelona perdió brillo las últimas jornadas, en la que dos goles decisivos de Jérémy Mathieu ante el Real Madrid y el Celta le permitieron sumar seis puntos y mantenerse en el liderato.

Sobre el buen momento del central francés, Luis Enrique indicó que su opinión no cambia por dos tantos: "Su rendimiento ha sido bueno desde principio de temporada. Siempre dije que era un muy buen refuerzo".

Este miércoles el Barcelona tendrá una nueva reválida ante el Almería en el Camp Nou. "Es un partido vital para conquistar el campeonato de Liga y lo voy a afrontar con once grandes jugadores", comentó cuando fue interrogado sobre la posibilidad de reservar a algunos de sus mejores hombres.

El conjunto andaluz estrena nuevo técnico, el ex ‘azulgrana' Sergi Barjuan: "Sergi es un amigo, tengo contacto cada cierto tiempo con él y me alegro de que tenga esta oportunidad. Espero que la aproveche a partir del jueves".

En el encuentro no podrá participar el centrocampista Sergio Busquets, que en Vigo vio la quinta amarilla después de que el propio Luis Enrique le hizo un gesto en el que presumiblemente le reclamó que forzara la amonestación.

Sin embargo, el técnico del Barcelona lo volvió a este martes. "No le pedí que forzara la amarilla sino que tuviese cuidado con las tarjetas. Todo depende de la interpretación", sentenció Luis Enrique, quien también insistió en que "Busquets no hizo nada para ser sancionado con más partidos" por el Comité de Competición.

Temas relacionados: