Julio 2, 2013

Dos europeos, un suramericano y un asiático avanzaron en el Mundial Sub-20

El combinado de Julen Lopetegui tuvo que remar contra corriente ante un equipo, México, que se clasificó para la segunda fase como uno de los mejores terceros. La presión estaba del lado español y, tal vez por eso, el cuadro centroamericano, sin nada que perder, dominó casi todo el partido.

Desde el segundo minuto, cuando Arturo González adelantó a la 'Tri' con una gran volea tras un centro desde la derecha de Raúl López, México se agarró a los cuartos de final gracias a un dominio que pudo concretarse con un disparo al larguero de Jorge Espiricueta y con un balón que Daniel Sotres desvió después de un tiro de Jesús Corona.

En el último tramo de la segunda parte España pasó a dominar el duelo y en el minuto 74 Derik Osede aprovechó un saque de esquina para empatar. Después, Jesé Rodríguez, sobre la bocina, clasificó a España con un disparo desde fuera del área que rebotó en Abel Fuentes para despistar al portero Richard Sánchez. Uruguay espera a los chicos de Lopetegui.

Mientras, la sorprendente Uzbekistán, alcanzó por primera vez los cuartos de final en su primera comparecencia de su historia en octavos.

Su víctima fue Grecia, que no supo aprovechar, como hizo su rival, el cúmulo de imprecisiones que adornaron un encuentro que cayó del lado asiático. Un contragolpe culminado con éxito por Abbosbek Makhstaliev y un par de penaltis transformados por Igor Sergeev y Sardor Rakhmanov, provocaron un Francia-Uzbekistán en cuartos.

El siguiente rival de los uzbekos, Francia, impuso la lógica ante el anfitrión, Turquía, que pese a contar con el apoyo de su público jamás inquietó a los chicos de Pierre Mankowski. En la primera parte sentenciaron el encuentro con dos tantos del sevillista Geoffrey Kondogbia y de Jean Christophe Bahebeck.

En la segunda, Francia supo aguantar el resultado y sentenció en el último cuarto con dos dianas de Yaya Sanogo y Jordan Veretout. El tanto postrero de Sinan Bakis sólo sirvió para maquillar un resultado con el que el que uno de los favoritos mostró sus credenciales al título.

La tarde la cerraron Uruguay y Nigeria. Los sudamericanos sufrieron para eliminar a un rival que jugó con diez desde el minuto 41 por la expulsión de Abdullahi Shehu. El conjunto africano, a punta de fuerza, consiguió aguantar y poner contra las cuerdas al combinado charrúa.

Olarenwaju Kayode pudo iniciar un buen lío con su tanto para Nigeria en el minuto 64, pero Nicolás López empató instantes después. Repitió de penalti, a seis del final, y con tranquilidad, al estilo "Panenka", acabó con el nerviosismo de una selección que la pasó mal para llegar a cuartos de final.

Temas relacionados: