Marzo 11, 2012

Schalke y Werder Bremen golearon en la Liga de Alemania

El primer tiempo del Schalke estuvo marcado por su poder anotador. El primer ataque trajo el primer gol. Marco Höger le metió un balón al área al japonés Atsuto Uchida que ganó la raya de fondo y centró para que el finlandés Teemu Pukki marcara de cabeza.

Después, el Hamburgo tuvo más posesión de pelota y tuvo dos ocasiones por intermedio de Ilicevic y Marcell Jansen.

El Schalke, cuando recuperaba la pelota, tendía a pecar de precipitación lo que producía muchas pérdidas de balón. Sin embargo, el primer contragolpe bien tejido llevó a una ocasión clara.

El disparo de Jermaine Jones, tras un gran pase de Klaas-Jan Huntelaar, fue desviado al saque de esquina por Jaroslav Drobny. Del saque de esquina, lanzado por Jurado, salió el segundo gol del Schalke, con una volea del exmadridista Christoph Metzelder desde el borde del área pequeña.

El Hamburgo siguió teniendo más la pelota pero del siguiente contragolpe del Schalke salió otra ocasión y otro saque de esquina. En el lanzamiento un agarrón de Heiko Westermann a Huntelaar supuso un penalti que el holandés se encargó de anotar.

Corría el minuto 33 y de tres avances -si se asumen los saques de esquina resultantes como parte de esos avances- el Schalke había marcado tres goles mientras que la mayor posesión de pelota del Hamburgo sólo era cuestión de estadística.

El descuento llegó antes de que terminara la primera parte, con un disparo de Kacar dentro del área en el minuto 45.

La victoria mantiene al Schalke en el cuarto lugar, ahora sólo un punto por debajo del tercero, el Borussia Mönchengladbach.

Pese al descuento, en la segunda parte se vio con claridad que los tres goles habían herido anímicamente al Hamburgo que salió menos atrevido y tuvo poca llegada. Sólo hacia el final, hubo una buena situación para el croata Mladic Petric cuyo disparo pegó en la cabeza del defesa Joel Matip

Jones también tuvo una buena ocasión de aumentar para el Schalke en un contragolpe.

El peruano Claudio Pizarro abrió este domingo el camino -con un gol marcado en el minuto 31, para la goleada del Werder Bremen.

La tarde del peruano hubiera podido calificarse de perfecta de no haber sido por una escena antideportiva -una bofetada que le propinó al defensa del Hannover Emmanuel Pogatez- que no fue advertida por el árbitro pero que fue registrada por las cámaras y puede traerle al peruano una sanción.

El gol de Pizarro, que marcó con un remate de corta distancia, se produjo justo en una fase en el Hannover parecía más cerca del gol.

En el minuto 14 el Hannover había tenido su primera ocasión, en los pies del marfileño Didier Ya Konnan que llegó al remate dentro del área pequeña para estrellar el balón contra el cuerpo del defensa griego Sokratis.

En el 28, Konstantin Rausch tuvo la segunda ocasión para el Hannover con un disparo dentro del área que obligó a Tim Wiese a lucirse con una buena parada y Stindl también estuvo cerca en el 30, con un remate desviado desde buena posición.

Del lado del Bremen, antes del gol, sólo había habido peligro en un lanzamiento de falta del propio Pizarro al que Ron Robert Zieler reaccionó con una buena parada.

La historia del segundo tiempo, sobre todo del comienzo, fue otra y el Bremen terminó justificando la ventaja que había obtenido en el primero.

El segundo gol del Bremen llegó en el minuto 49, con un remate de cabeza de Sebastian Prödl tras una falta lanzada desde la banda derecha por el turco Mehmer Eckicci.

El tercero lo marcó el sueco Markus Rosenberg en el 56, tras un gran pase de Pizarro desde el borde del área.